Abren el debate por una Ley de Compre Argentino

En el marco del debate por una nueva Ley de Compre Argentino, que proteja la industria nacional, el plenario de comisiones que preside el diputado pampeano Sergio Ziliotto recibirá este martes a representantes de distintos sectores vinculados con la temática.
Serán expositores los integrantes de la Asociación de Industriales Metalúrgicos de la República Argentina, la Confederación Argentina de Mediana Empresa (CAME), la Unión Industrial Argentina (UIA), la Cámara Argentina de la Construcción y la Confederación Empresaria de la República Argentina.

Exposición del Poder Ejecutivo.
El martes pasado fue el turno del Poder Ejecutivo. El secretario de Industria y Servicios de la Nación, Martín Etchegoyen, junto a representantes del Ministerio de Producción defendieron el proyecto oficial de ley de Compre Argentino, ante el mismo plenario de las comisiones, de Obras Públicas, de PyMEs y de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados.
Junto a Ziliotto estuvieron los titulares las otras comisiones, Pablo Kosiner y Luciano Laspina.

Industria nacional.
El secretario Etchegoyen recalcó que “se debe celebrar que podamos discutir esta iniciativa. Muchos países desarrollados tienen políticas productivas para las Pymes en las compras del Estado”.
Ziliotto aclaró a los funcionarios del Ministerio de la Producción que se vienen discutiendo varios proyectos presentados por el oficialismo y la oposición. “Tenemos muy en claro que las compras públicas deben ser una herramienta de protección de la industria nacional por parte del Estado”, agregó.
Mediante sus exposiciones, los bloques de la oposición adelantaron que realizarán modificaciones al texto del Ejecutivo.
La iniciativa del oficialismo establece que la preferencia será de un 12% para el caso de las PyMEs y del 8% para el resto de las empresas, muy por debajo de lo que proponen todos los bloques de la oposición. En tanto, para las ofertas internacionales, se establece un margen del 1% cada 5 puntos porcentuales de integración local sobre el valor bruto de producción de los bienes alcanzados, hasta un margen de preferencia del 8%.
Para el caso de contrataciones de bienes no nacionales, indica la obligatoriedad de celebrar acuerdos de cooperación productiva con los proveedores extranjeros, y se exigirán acuerdos de cooperación por un porcentaje no inferior al 20% del valor de la oferta.

Debate.
Al momento de las preguntas, el diputado Marco Lavagna consultó sobre “cuál es la lógica” para bajar del 60 al 50 por ciento el costo de los componentes que determinan si un bien es considerado como nacional. Etchegoyen respondió que “aunque parece contradictorio” se basa en que “muchos sectores tienen niveles de competitividad distintos” y “entonces es necesario evaluar y diferenciar los aranceles de importación”.
El diputado Axel Kicillof enfatizó que durante el año pasado “cayó 4,1% la producción industrial y esto solo es comparable con el 2002”, y agregó que “en 2017 esta tendencia se profundizó”. Adelantó que su bloque presentó un proyecto alternativo este mismo martes. “Estamos pidiendo una ley más profunda y comprensiva”, y señaló que “en vistas de la crisis industrial hay que tener más instrumentos”. Consideró bajo el porcentaje del margen de preferencia a productos nacionales y se preguntó: “¿Por qué vamos a ser tan prudentes con el sector productivo? Nosotros queremos ser generosos”.
El diputado Diego Bossio pidió que la preferencia a bienes locales “no sea abstracta” sino que “pueda generarse y pueda producir empleo”. Planteó la necesidad que se establezcan porcentajes diferenciales para distintas regiones del país y opinó que las compras “no solo sean del Estado, sino que también compren aquellas empresas concesionarias en el área de energía, de telecomunicaciones, entre otras”. Además, expresó la pertinencia de la incorporación de los servicios, como las obras de infraestructura.