Advierten sobre el “peor año” en casos de bullying

Una organización no gubernamental denunció que este 2016 se ha convertido “en el peor año” para el bullying o acoso escolar desde que la entidad comenzó a mediar esta problemática.
En tal sentido, remarcan que se dio un incremento del 33 por ciento de casos en el último año y que sólo en el último mes de noviembre se registraron dos suicidios de adolescentes, que fueron vinculados a esta problemática, sucedidos en la ciudad bonaerense de Zárate y en la capital entrerriana de Paraná.
“Ya no sabemos como parar el bullying y el ciberbullying en Argentina. No solo se multiplican los casos sino la fiereza y el número de los ataques. Ni Twitter, ni Facebook tienen herramientas para filtrar el ciberbullying y la presencia de trolls personajes que escudados en el anonimato por una suma de dinero o simplemente para producir daño, insultan, amenazan, difaman e incluso incitan al suicidio de los jóvenes”, afirmó Javier Miglino, a cargo de la ONG Bullying Sin Fronteras.
Al respecto, se detalló que en 2013 se denunciaron 822 casos, al año siguiente la cifra trepó a 1.192, ya en 2015 se incrementó a 1.631 y en los primeros once meses del corriente año ya se conocen 2170 hechos, según publicó Diario Popular.
En relación a la zona del país donde más se repiten estas situaciones, desde la ONG se indicó que “más de la mitad de los casos en Capital Federal, el Conurbano bonaerense, Córdoba, Mendoza, Misiones, Formosa, Corrientes y San Luis”, aunque agregaron que “se extiende a la toda la geografía de manera más que preocupante.
“Desde 2013, junto al equipo Interdisciplinario de Bullying Sin Fronteras, conformado por médicos, psiquiatras, psicólogos, psicopedagogos, educadores, abogados, periodistas y padres de chicos que lo han padecido, hacemos el Informe Nacional, donde además de tener cada vez más casos denunciados, también pudimos establecer que hay más violencia en los chicos”, indicó.

Acoso cibernético.
El ciberbullying o acoso sistemático en las redes permite que las agresiones continúen en casa, a través de las redes social Facebook, Twitter, Instagram y Snapchat.
“Ya no hay descanso para los chicos que son acosados y en algunos casos los acosadores son más agresivos, a través de su computadora que en la vida cotidiana en la escuela, llegando a escribir frases tales como: matate de una vez que no servís para nada, lo mejor que podés hacer es matarte y similares que hablan de un ataque personal tan profundo que puede llegar a causar la muerte, tal como ocurrió con el adolescente José en Zárate y la joven Oriana en Paraná”, señaló Miglino.
Al referirse a las causas de bullying en las chicas se enmarcan en las “más bonitas y femeninas. En tal sentido, “un 50 por ciento resultaron acosadas por su belleza y comportamiento sofisticado, y un 22 por ciento por un rendimiento escolar superior”. (NA)