Baby Etchecopar no vendría a Santa Rosa y culpó a La Cámpora y a organismos de Derechos Humanos

El conductor radial y televisivo, periodista y actor Angel “Baby” Etchecopar habría decidido no presentar su espectáculo, programado para el próximo sábado 6 de mayo en el Teatro Español, en la ciudad de Santa Rosa. En ese contexto responsabilizó a La Cámpora de La Pampa y a los organismos de Derechos Humanos”.
No obstante, el empresario Claudio Berraud sostuvo que la fecha se mantiene y que Etchecopar habría cambiado de parecer. Es cuestión de esperar las próximas horas para ver si el controvertido y polémico periodista se presenta o no en la capital provincial.
Tras hacerse eco del repudio que generaba su presencia en La Pampa, en declaraciones que difundió por Radio 10 (medio en el que conduce, de lunes a viernes, “El Ángel del mediodía”) indicó que “La Cámpora y los organismos de derechos humanos privan a La Pampa de que yo vaya a hacer mi espectáculo”, y “a mí no me van a venir a condicionar esos negros”, agregó en ese tono xenófobo y discriminador que se le conoce, y por el que precisamente es cuestionado.
“Voy a levantar la presentación en La Pampa. No lo voy a hacer, y quiero que sepa el pueblo de La Pampa, de Santa Rosa, de General Pico y de Trenque Lauquen, que es culpa de La Cámpora de La Pampa, porque llamaron amenazando a los teatros, No voy a ir, estoy ofendido, “, aseguró.

Ofendido.
El conductor radial agregó que no vendría a Santa Rosa, y en el micrófono de Radio 10 lanzó: “No voy a ir, estoy ofendido, y voy a estar el día que La Pampa se rebele y deje ir a los artistas que piensan diferente; pero mientras haya un grupo de veinte agitadores, no”, agregó.
La presencia de Baby Etchecopar estaba anunciada primero en el edificio de Médanos, en General Pico, pero allí el área de Cultura municipal decidió curiosamente con una excusa: se argumentó que Etchecopar no estaría “para preservar” el inmueble ante posibles desmanes de quienes repudian.
Lo que parecía que sí se haría sería el espectáculo en el Teatro Español de Santa Rosa, porque pese a que hubo sectores que se manifestaron en contra, el secretario de Cultura municipal, Gabriel Gregoire, en una interpretación por lo menos discutible argumentó que él “no censuraba a nadie”, y que se trataba de una programación de un particular que había pagado para utilizar el escenario santarroseño.