Cansado de los robos, se defendió a los sillazos

El hecho ocurrió anoche a las 22.40 en el maxikiosco de nombre “Open 25”, ubicado en la calle Estado de Israel 4835, cuando el propietario del comercio se hallaba junto a un empleado y fueron sorprendidos por un joven vestido con una campera azul y gorrita con visera.
Según relató el hombre, el delincuente les exigió el dinero de la caja y dijo que estaba armado.
En declaraciones a Télam, el dueño del local, llamado Claudio Páez, explicó que, cansado de los robos, decidió reaccionar y le arrojó un sillazo, tras lo cual el delincuente decidió escapar del lugar sin robar nada. “En el mes ya robaron cuatro veces y mi reacción fue por el cansancio de tanto robo, por lo que nos pasa a los comerciantes”, dijo el hombre.

Modos.
“La inseguridad nos afecta a todos, pero a mí ya van cuatro veces en muy poco tiempo. Y cada robo, nos deja arruinados. Anoche pudimos evitarlo porque le arrojamos una silla de caño para que se fuera, pero esto ya no se soporta más”, explicó.
El hombre dijo que en “la zona hay muchos robos de distintas modalidades”, aunque aclaró que la Policía patrulla los barrios “pero no alcanza”.
El comerciante radicó la cuarta denuncia en la comisaría 27a., por lo que los investigadores analizaban las cámaras de seguridad del local para intentar identificar al agresor.