La Municipalidad compactará cuatro mil vehículos secuestrados

DURANTE ESTE AÑO SE LABRARON 20 MIL ACTAS DE INFRACCION

La Municipalidad de Santa Rosa avanza en su proyecto de compactar unos cuatro mil vehículos, entre autos y motos, que fueron secuestrados en distintos operativos de tránsito y que no fueron reclamados por sus dueños o cuya titularidad no se ha podido comprobar.
Si bien la idea de la compactación no es nueva sí es llamativa la cantidad de vehículos que se destruirían. El dato fue confirmado ayer por Román Molín, secretario de Gobierno y Seguridad de la comuna capitalina, durante un acto en el cual se entregó nuevo equipamiento para la Dirección de Tránsito.
“Se están efectuando las primeras gestiones y expedientes destinados a que se autorice al municipio a realizar la compactación de alrededor de cuatro mil vehículos entre autos y motos. En una primera instancia tenemos un expediente para compactar dos mil vehículos, porque ya no tenemos espacio físico para seguir albergando más motos y autos que se secuestran en los operativos”, afirmó el funcionario.
Molín, en tanto, estuvo con el director de Tránsito de la comuna, Raúl Ochoa y la representante de la delegación local de la Agencia Nacional de Seguridad Vial, Gloria Muñiz, para la presentación del nuevo equipamiento para esa área.
Se adquirieron nuevos casilleros con espacios individuales para que los inspectores y el personal de calle deje su ropa y pertenencias personales, cuando se coloca el uniforme y sale a realizar sus tareas en la vía pública. También 10 computadoras de escritorio, destinadas al área de carga de datos para la tramitación de los carnés de conducir, dos televisores LED destinados al Aula de Educación Vial y a la sala de espera de la Dirección, con los cuales se proyectarán campañas institucionales e información sobre tránsito y seguridad vial, según informó el municipio en su boletín de prensa.

Fondos.
También se adquirieron elementos de señalamiento y seguridad como conos y balizas, sumado a ropa y calzado de seguridad para el personal de calle que está en avanzado proceso de licitación. Además, se compró nuevos equipos de comunicación (handys), capas de lluvia, uniformes y cascos para los motoristas.
Dichos recursos (se invirtieron un total de 800 mil pesos, según Molín) provienen de la ANSV y “se generan a través del aporte que efectúan los propios vecinos al renovar o tramitar sus licencias, con los cuales se genera un fondo coparticipable desde el que los distintos municipios tramitan aportes que vienen con destino específico, para la compra de equipamiento e insumos destinados a las tareas de seguridad vial y tramitación de carnés”, explicó Ochoa.

Actas.
Respecto al tránsito en la ciudad, Ochoa reveló que en lo que va del año se labraron alrededor de 20 mil actas de infracción, y se han constatado en el mismo período alrededor de 30 mil infracciones de distintos tipo. Sin embargo, el funcionario afirmó que según lo constatado a través de las estadísticas del área de Salud Pública de la provincia, “hubo una notable disminución en cuanto hechos gravísimos y con consecuencias fatales en el tránsito”.