Condenaron a dos policías por vejaciones en General Pico

Los jueces de la Cámara en lo Criminal 1 condenaron a dos policías por los delitos de “vejaciones” en dos casos ocurridos en General Pico.
De acuerdo con fuentes judiciales, la Cámara en lo Criminal 1 condenó al policía Alberto Julio Rodríguez como autor material y penalmente responsable del delito de vejaciones (artículo 144 bis, inciso 2º del Código Penal), a la pena de un año de prisión de ejecución condicional y dos de inhabilitación especial para ejercer cargos públicos.
Los jueces Alejandra Flavia Ongaro, Elvira Rossetti de González y Miguel Angel Gavazza dieron por probado que el 5 de marzo de 2006, en General Pico, el imputado Rodríguez (funcionario policial y actuando como tal) “participó activamente en la demora y detención de Rodrigo Oscar Lofvall, por estar éste último supuestamente vinculado a un incidente, ocurrido momentos antes en el interior del local bailable Coyote, del que habría resultado damnificado el propio Rodríguez”.

Otro policía condenado.
Por otra parte, la Cámara en lo Criminal 1 condenó al policía Leonardo Alejandro Guevara, por el delito de vejaciones (artículo 144 bis inciso 2º del Código Penal), en concurso ideal con el delito de lesiones leves (artículos 54 y 89) a un año de prisión en suspenso y dos de inhabilitación para ejercer cargos públicos.
Los camaristas Alejandra Flavia Ongaro, Elvira Rossetti de González y Miguel Angel Gavazza dijeron que, durante el juicio oral y público, quedó demostrado que el 14 de noviembre de 2010, en el trayecto comprendido entre la plaza San Martín y las dependencias de la Seccional Primera de General Pico, mientras un menor de 17 años “era trasladado en la parte trasera de un móvil policial, a raíz de haber sido detenido por un incidente previo que se desencadenara en el local bailable ‘Ozono Disco’, fue objeto de maltrato físico y humillante, por parte de Guevara”.

Compartir