El casco lo delató

SANTA ROSA VIOLENTA

Un operativo policial en pleno centro de la ciudad sorprendió a quienes paseaban por la calle Avellaneda, a metros de la plaza San Martín, a las 19.30. La Brigada de Investigaciones detuvo en un local comercial a un joven de 23 años acusado de cometer un asalto a mano armada el viernes por la noche en una despensa de Allan Kardec y Gentili, en Colonia Escalante. Ese día, una persona que llegó en moto, con el casco puesto, se llevó a punta de pistola 700 pesos. La víctima fue una mujer que atendía el comercio.
Los investigadores llevaban unos días tras la pista del joven. El comercio tenía una cámara de seguridad que registró el hecho delictivo. La vestimenta que utilizaba en el momento del asalto, el casco y las características de la moto Honda XR 125cc, color rojo, fueron claves para identificar al joven. En el video también pudieron ver el arma utilizada, la cual hasta anoche aun era buscada y se esperaba la realización de uno o más allanamientos.
Tras un seguimiento que concluyó ayer, el joven fue detenido cuando estaba en el interior de un local comercial del centro al que, al parecer, había ido a visitar a una joven conocida. Cuando los policías lo llamaron para que saliera a la vereda, con la excusa de dialogar con él, el motociclista les respondió que no, pero ante la insistencia salió del comercio y fue detenido.
La moto y el casco que tenía eran los mismos que se vieron en la filmación de la cámara de seguridad del día viernes, explicaron las fuentes policiales. Los uniformados secuestraron también las zapatillas, el pantalón y el buzo que vestía el sospechoso.
La Policía no describió al sospechoso como una persona vinculada al ambiente delictivo sino como un “cheto”, que no tiene antecedentes y trabaja en un taller de motos. La causa está a cargo del fiscal Carlos Ordás.
“Todo se resolvió más que nada por el casco, que es blanco, pero no es de motocross sino de bicicross. Era importado. El fin de semana hubo en Santa Rosa un festival de bicicross. Allí recabaron información los investigadores, al igual que en talleres de moto, porque la moto estaba modificada y también fue un detalle clave para detener al autor”, explicaron fuentes de la causa.