Dos muertos y dos desaparecidos tras la explosión de una planta química

Al menos dos personas murieron, siete resultaron heridas -seis de ellas graves- y otras dos permanecen desaparecidas por una violenta explosión en una de las mayores plantas químicas del mundo, la sede central de BASF en Ludwigshafen (oeste de Alemania), informó la empresa.
El accidente ocurrió a las 11.20 (hora local) en unas tuberías del puerto norte (al río Rin) que abastecen a la planta de gas licuado, aunque la empresa aseguró que “no se detectaron contaminantes peligrosos en el agua ni en la atmósfera”.
“Durante unos trabajos en unas tuberías se produjo una explosión que resultó en un incendio”, explicaron y reconocieron no saber aún qué productos químicos se vertieron al ambiente.
Las autoridades de Ludwigshafen pidieron a los vecinos que “eviten salir y mantengan puertas y ventanas cerradas” luego de que varias personas denunciaran problemas para respirar, reportó la agencia española Efe.
En tanto, seis de los heridos están en estado grave y fueron hospitalizados, mientras que el restante sufrió heridas leves y está fuera de peligro.
En el lugar trabajaban decenas de policías, personal médico y más de 160 bomberos, que buscaban extinguir las llamas para primera hora de la noche.
Uwe Liebelt, responsable de la planta de BASF en Ludwigshafen, aseguró en rueda de prensa que “los daños económicos” sufridos son “irrelevantes” y subrayó que su “gran problema” son los damnificados por la explosión.
“Hoy ha sido un día triste para la empresa”, agregó el responsable, que trasladó sus condolencias a los afectados y sus familias.
El accidente se produjo tres horas después de la explosión de un filtro en otra planta de BASF en Lampertheim (oeste de Alemania), a apenas 30 kilómetros de la sede central de Ludwigshafen, en la que se producen aditivos para plásticos.
La explosión del filtro, que está siendo investigada, “no supuso la expulsión de químicos peligrosos a la atmósfera”, aseguró la empresa, que reconoció que en ese accidente resultaron heridos cuatro trabajadores, dos de ellos graves y dos leves y ya dados de alta.
La actividad se paralizó en los dos centros industriales afectados, con lo que BASF acumula 16 interrupciones de la producción en algunas de sus plantas alemanas en lo que va de año, frente a los 13 incidentes registrados en el conjunto de 2015. (Télam)

Compartir