El abrazo, entre un cóndor y su cuidador, que generó controversia

Edgardo Della Gáspera se convirtió en protagonista de una historia que reúne los condimentos propios de una película de Disney. El estanciero encontró un pichón de cóndor lastimado, lo curó, lo crió y ahora se lo quieren llevar. Pero lo que también sobresalió fue un video que el mismo Edgardo grabó mientras el cóndor, al que bautizó como “Condorito”, se le acercó, lo cubrió con su plumaje, y le dio tiernos picotazos.

Estanciero.
Della Gáspera, ex diputado provincial del Movimiento Provincial Neuquino (MPN), es uno de los dueños de la Estancia “El Cóndor” ubicada cerca de Loncopué, Neuquén. Esta propiedad está ubicada en una zona que es un hábitat natural de aves. En los últimos tres años, por ejemplo, rescataron cuatro cóndores y los dejaron en libertad con la correspondiente intervención de los organismos nacionales y provinciales de conservación.

Condorito.
“Condorito apareció solo un día de marzo y con una patita lastimada: lo curamos de una lesión que no parecía grave y desde ese día se me acerca cada vez que lo llamo”, puntualizó Edgardo al diario La Mañana de Neuquén. Aparentemente, creen que nació en octubre del año pasado y perdió a sus padres.
A partir de este momento, Della Gáspera encabezó las diversas tareas de cuidado del ave pero siempre monitoreado por las autoridades de la Dirección de Fauna de la provincia de Neuquén.

Un tierno abrazo.
El estanciero y su gente curaron a “Condorito” y le enseñaron además a alimentarse por su cuenta. Le dieron trozos de carne en descomposición en los alrededores de la estancia.
El ave creció y comenzó a volar por sus propios medios. A medida que se hizo más grande sus trayectos se hicieron más largos.
Hace aproximadamente dos semanas, Edgardo decidió compartir un video, a su familia, por WhatsApp, donde “Condorito” se le acerca y lo abraza con sus plumas. El diálogo corporal entre los dos es imperdible. El video se hizo viral de manera masiva.

Se lo quieren llevar.
Pero no todo fue abrazos y ternura. Debido a la cantidad de personas que compartió, en la red social, este primer video los funcionarios del Ecoparque de Capital Federal lo vieron y luego se comunicaron con Della Gáspera para informarle que se quieren llevar a “Condorito” con ellos. Edgardo no está para nada de acuerdo. “El cóndor nació y se crió acá y este es su hábitat natural: ya puede volar por su cuenta y en pocos días va a estar acostumbrado a vivir en la condorera que tenemos a pocos kilómetros”, sostuvo al periódico neuquino.
Por otra parte el director de la Unión de Ornitólogos de Chile y co director del Programa Binacional de Conservación del Cóndor Andino Chile-Argentina, Eduardo Pavez Gálvez, publicó una nota en Facebook señalando que “el cóndor probablemente no podrá reinsertarse de forma normal a su población”.