“El gobernador de Mendoza quiso extorsionar a nuestro mandatario”, dijo Schlegel

El acuerdo unánime, de los diputados integrantes de la comisión de ríos interprovinciales, para que se emitan dos resoluciones en apoyo a las acciones y gestiones del gobernador Carlos Verna, por un lado; y otra instando a los senadores a votar afirmativamente el artículo 82 del proyecto de ley de presupuesto nacional para el año próximo, en el que se dispone que “sólo se podrán iniciar los procesos de contratación de obras  hidroeléctricas únicamente si la misma cuenta con la aprobación del Comité de Cuenca Hídrica respectivo; fue la conclusión de la visita de autoridades de la secretaría de recursos hídricos de la provincia de La Pampa y sus representantes en el Coirco (Comité Interjurisdiccional del Río Colorado), encabezadas por Javier Schlegel, que acudieron para informar el estado de situación después de los hechos acontecidos en los últimos días a partir de la frustrada reunión del Consejo de gobierno de ese Comité.
El funcionario reveló que el gobernador Verna había sido invitado a participar de la reunión del Consejo de Gobierno del Coirco, integrada por los gobernadores de Neuquén, Mendoza, Río Negro, La Pampa y Buenos Aires y presidido por el ministro del interior de la Nación, Rogelio Frigerio.

Direccionamiento.
Si bien el temario planteaba que se abordarían los temas relacionados a la concreción de la obra Portezuelo del Viento, el trasvase del Río Negro al Río Colorado, la constitución del Comité de Cuenca del desaguadero y el tapón de Alonso, “todo parecía indicar que el direccionamiento que se le daría al encuentro sería exclusivamente a aprobar Portezuelo, obra que pretende Mendoza”.
Esto fue lo que quedó en evidencia ante el llamado que hiciera el ministro del gobierno nacional a una reunión previa únicamente entre los gobernadores. Allí el mandatario mendocino planteó la negativa a que sea el Coirco el que apruebe o no su informe respecto al impacto ambiental que supondrá la concreción de la obra Portezuelo del Viento. Alfredo Cornejo dijo que “tendríamos que modificar la constitución mendocina para eso” (porque Mendoza es la única provincia de las que integran Coirco que no delegó a ese comité las facultades sobre el impacto ambiental de sus obras) y sólo aceptarían un dictamen.

Definiciones.
“Para La Pampa –dijo Schlegel- las definiciones que se tomen sobre Portezuelo del Viento son clave porque antes del inicio de la construcción de la misma se deben establecer las normas de manejo de la misma y tiene que ser Coirco el que las determine y no únicamente Mendoza como pretenden los cuyanos, porque la misma estará sobre el Río Grande que es el que aporta el 70% de las aguas del Colorado y por ejemplo, no puede quedar al arbitrio de Mendoza el primer llenado de esa presa, porque no es lo mismo llenarla en dos o tres años que en 20, 30 o 50; y el estudio del impacto ambiental también debe ser aprobado por el Coirco es un momento histórico porque se está escribiendo el devenir del Río Colorado”.

Compartir