El Invap construirá sillas de esquí adaptado

La empresa estatal rionegrina Invap diseñará y construirá en Bariloche sillas de esquí adaptado para el programa Challenge Argentina, que busca ampliar el acceso al deporte invernal a personas con discapacidad de bajos recursos, con actividades de enseñanza y facilitación de ingreso a centros de montaña de todo el país.
La iniciativa surgió de un convenio entre la Asociación Argentina de Instructores de Ski y Snowboard (Aadides) y la Fundación Invap –vinculada a la empresa de tecnología-, que pondrá en marcha el emprendimiento y permitirá que la organización solidaria extienda su trabajo en esquí adaptado dentro del país.
Aadides informó, en declaraciones a la prensa local, que junto a Challenge Argentina comenzaron a trabajar en temporadas anteriores en los cursos de especialización para los instructores de la entidad profesional, pero que la falta de material y equipamiento, y sus costos, representaron “obstáculos importantes”, los cuales esperan superar con este convenio.
Martín Bacer, presidente de Aadides, firmó el convenio con la directora Ejecutiva de la Fundación Invap, Verónica Garea, y el desarrollo tecnológico estará a cargo del ingeniero de la empresa Miguel Iwan.
Bacer expresó su entusiasmo por el convenio e informó que el diseño e ingeniería definitivas surgirá de un concurso interno en Invap, que “cederá el 100 por ciento los derechos al bien público”.
En el cerro Catedral el esquí adaptado tiene décadas a cargo de la Fundación Desafío Bariloche, que trabaja todas las temporadas invernales junto a cientos de personas con discapacidad física o mental en la instrucción y estímulo en el esquí y otras actividades recreativas.
La actividad también es apoyada por la concesionaria Catedral Alta Patagonia, que a través de su programa de Responsabilidad Social facilita los pases de alumnos e instructores.

Compartir