El PJ recordó a Josefina Díaz los cabarets de Macachín

POLEMICA POR ROGERS

En la época en que José Luis Orozco era intendente de Macachín, llegaron a funcionar en la localidad tres cabaré: uno sobre la ruta 18 en la salida hacia Rolón; y otros dos frente a la vieja estación de trenes, a pocos metros de diferencia, en la zona de quintas.
La referencia tiene que ver con expresiones que empezaron a circular después que el jefe comunal de Lonquimay, Luis Enrique Rogers, fuera condenado a cinco años de prisión por el delito de trata que se habría producido en el cabaré “Good Night”; causa en la que también quedaron inculpados el dueño del local Carlos Javier Fernández y el actual comisario Carlos Araniz. Y también recibieron penas de dos años en suspenso otras dos personas.
En estas horas el bloque Propuesta Federal ha pedido la destitución de Rogers, y la diputada Josefina Díaz -integrante de la bancada- salió con expresiones muy duras a partir de que Rubén Marín dijo que el intendente era una persona que apreciaba. El presidente del Partido Justicialista provincial había señalado que “en otros tiempos un cabaré no estaba mal visto”.

Josefina vs. Espartaco.
Josefina Díaz aprovechó la circunstancia y salió con todo a pegarle al ex cuatro veces gobernador. Señaló que “no podemos justificar delitos basándonos en las costumbres”; y fue más allá para señalar que “quien no puede acompañar, percibir o entender los avances de la sociedad, en este y otros sentidos, deja de ser un auténtico representante de ella”.
Agregó que “para las personas con valores y principios, la utilización de la mujer como un bien económico de intercambio siempre fue un delito”.
Fue el hijo del ex gobernador, el diputado provincial Espartaco Marín el que ahora salió a contestar defendiendo a su padre, pero también refiriendo a la corta memoria de su colega Josefina Díaz. Es que la legisladora es esposa del ex intendente de Macachín, José Luis Orozco.
Orozco fue diputado provincial por el radicalismo en el período 1991-1995, repitió en 1995-1999; y posteriormente fue intendente de Macachín hasta el 2003. Desde hace algún tiempo, junto a su esposa, la diputada provincial Josefina Díaz, pasó a militar en Cambiemos.

Cambió la valoración cultural.
El diputado justicialista, Espartaco Marín, expresó que “ojalá la legisladora empleara la misma celeridad de sus comunicados en escuchar atentamente el audio del presidente del Partido Justicialista pampeano, Rubén Hugo Marín, y así percibiría que no existió justificativo de ningún delito y menos aún de uno tan sensible como lo es la trata de personas”.
Señaló que “lo que el presidente de nuestro partido hizo fue explayarse sobre el cambio en la valoración cultural del delito de trata de personas en los últimos años, justificando este cambio como algo positivo para los derechos de las mujeres y para la sociedad en su conjunto”, dijo.

Grosería sin crítica.
En forma elíptica hizo referencia al momento en que José Luis Orozco -hoy con un cargo en el Banco Nación- era intendente de Macachín. “La existencia de prostíbulos, antes legales, no se circunscriben al caso de Lonquimay; en alguna localidad del sur de nuestra provincia también hubo en algún momento durante gestiones municipales pasadas”, afirmó.
Puntualizó que la diputada Josefina Díaz “no se mostró tan horrorizada cuando Mauricio Macri indicó que ‘no puede haber nada más lindo (que un piropo), por más que esté acompañado de una grosería; que te digan qué lindo culo que tenés…’. Esas declaraciones manifiestan un claro sesgo machista que justamente ahora intenta repudiar la misma legisladora”, devolvió Espartaco Marín.

“Burda tergiversación”
Espartaco Marín también hizo referencia al diario Clarín, que esta semana habría tergiversado expresiones de su padre, adjudicándole algo que Rubén Marín “nunca dijo”. El diario porteño encomilló manifestaciones del ex gobernador, que su hijo desmintió.
El legislador afirmó que “así como la semana pasada tuvimos la operación mediática del tándem Clarín-Macri-Torroba, haciendo responsable al peronismo de La Pampa de obras paralizadas y rescindidas por Nación para paliar inundaciones, hoy también somos objeto de la más burda tergiversación electoralista del multimedio reproduciendo con encomillados declaraciones inexistentes” del ex gobernador Marín. “Las elecciones se ganan con votos no con operaciones mediáticas”, finalizó Espartaco.