En tono desafiante a EE.UU., Corea del Norte probó un misil intercontinental

Corea del Norte anunció este martes que lanzó y probó por primera vez con éxito un misil balístico intercontinental (ICBM), lo que supondría un gran avance en el programa armamentístico del gobierno régimen y un desafío directo al presidente estadounidense, Donald Trump, que había afirmado que tal ensayo no sucedería.
A sólo tres días de la cumbre del G20, que reunirá en la ciudad alemana de Hamburgo a los líderes de las principales potencias y de los países emergentes, y en el día del aniversario de la Independencia de Estados Unidos, el ensayo norcoreano potencia la escalada de tensión internacional en torno a la Península de Corea.
A pedido de Estados Unidos, el Consejo de Seguridad de la ONU, que a fines del año pasado amplió las sanciones a Corea del Norte por sus pruebas de misiles, celebrará este miércoles una reunión urgente para abordar el nuevo lanzamiento, anunció por Twitter la misión estadounidense ante el organismo internacional.
La embajadora de Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, solicitó además a China, que este mes preside el consejo y a cuyo gobierno Trump ha pedido que presione a Pyongyang para que detenga sus “provocaciones”, mantener esa sesión de emergencia “abierta” por tiempo indefinido, agregó la misión norteamericana.
El secretario general de la ONU, António Guterres, condenó “fuertemente” el lanzamiento norcoreano y advirtió, en un comunicado, que constituye “una escalada peligrosa”.