En vez de arreglarla, cortan la 5. Solo harán una precaria contención de tierra.

SOLO HARAN UNA PRECARIA CONTENCION DE TIERRA

El agua que por estos días está anegando un tramo de la Ruta Nacional 5, en cercanías de La Gloria, decidió a las autoridades nacionales a realizar cortes parciales en esa vía. La medida comenzó a aplicarse a las 19 de ayer en un tramo comprendido entre los kilómetros 527, a la altura del cruce con la Ruta Provincial 1, a la altura de Catriló, y el kilómetro 575, en el cruce con la Ruta Provincial 7. El corte iba a prolongarse hasta las 7 horas de hoy y se iba a repetir al menos por dos días más en el mismo horario.
La noticia fue comunicada ayer por la tarde por el Ministerio de Transporte de la Nación, a través de la Dirección Nacional de Vialidad. La intención es que no haya circulación de vehículos durante la noche para disminuir el riesgo de siniestros viales.

Desvío.
El Organo de Control de Concesiones Viales (Occovi) sugirió los desvíos a realizar para quienes transiten por esa vía mientras esté vigente el corte: quienes vengan desde la ciudad de Buenos Aires (sentido este-oeste) en dirección a Santa Rosa deberán girar hacia el norte a la altura de Catriló, tomando la Ruta Provincial 1 hasta el cruce con la Ruta Provincial 10 (cerca de Miguel Cané). De allí, girarán hacia el oeste por la Ruta Provincial 10 hasta la 7 (cerca de Colonia Barón) y desde allí hacia el sur hasta empalmar nuevamente la RN 5 (cerca de Anguil).
Para quienes viajen desde Santa Rosa en dirección a la Capital Federal, el desvío sugerido es el mismo, en sentido inverso.
Las lluvias registradas en la zona en las últimas horas complicaron aún más el tránsito vehicular en el tramo comprendido entre los kilómetros 561-562, entre La Gloria y Uriburu. De hecho, desde la noche del martes, el agua estaba casi en la ruta a la altura del acceso principal uriburense.
El intenso viento norte registrado entre el domingo y el lunes en el este pampeano provocó que el agua de lluvias acumulada en una banquina de la ruta 5, entre Uriburu y La Gloria, cubriera la calzada. Es en la curva conocida como “Los Robles”, donde anoche trabajaban policía, bomberos y personal de la firma concesionaria de la ruta para advertir a los conductores de vehículos que circulen con precaución.

Alteos.
Al momento no se ha anunciado ninguna obra de alteo que de una solución definitiva al avance del agua en la ruta 5. Solo se realiza una precaria contención de Tierra.
La problemática de la ruta que une la ciudad de Buenos Aires con la capital de nuestra provincia se suma a la de las rutas nacionales 35 y 188 las cuales presentan cortes en distintos tramos producto de las inundaciones provocadas por las copiosas lluvias de marzo y abril. En la primera, entre Eduardo Castex y Winifreda y a metros del acceso de Embajador Martini el corte es permanente y ya lleva tres meses. Lo mismo ocurre en la 188, en proximidades de Rancul.
La crítica situación de las rutas pampeanas ha provocado cruces entre el gobierno provincial y la Casa Rosada. El martes, el gobernador Carlos Verna cursó una nota a las autoridades de los ministerios de Transporte y del Interior, Vivienda y Obras Públicas de la Nación en la que propuso que se autorice a Vialidad Provincial a realizar las obras de alteos en las rutas nacionales 35 y 188 para acelerar el restablecimiento de la circulación. La propuesta del mandatario fue acompañada por la firma de 23 intendentes de diversas extracciones político-partidarias.
En la actualidad, Vialidad Nacional está avanzando en forma lenta con el alteo de la Ruta 35, entre Winifreda y Eduardo Castex. Una vez finalizada esa obra, aseguran que continuarán con la misma tarea la 35 a la altura de Embajador Martini donde el pavimento quedó bajo agua por la crecida de la laguna Chadi-Lauquen.
En el caso de Rancul, el corte es sorteado gracias a la apertura de un camino alternativo que llevó a cabo Vialidad Provincial.