Enfrentamiento entre vecinos y la policía

PIEDRAZOS, BOTELLAZOS Y DISPAROS EN GENERAL PICO

Un numeroso grupo de policías realizó esta mañana una nueva intervención en el Barrio Malvinas 2 de General Pico. Una denuncia por ruidos molestos derivó en un enfrentamiento entre uniformados y un grupo de vecinos. La denuncia fue anónima, radicada cerca de las 8.30 por un vecino que dijo que desde las 2 no podía conciliar el sueño. Es que en una casa contigua tenían la música a un volumen muy alto. La llegada de los efectivos desató un nuevo conflicto con jóvenes del barrio.

Al arribar los uniformados al domicilio señalado por la denuncia, la propietaria accedió a bajar el volumen, no sin antes señalar a otra casa donde también ocurría lo mismo, incluso más ruido del que ella estaba haciendo.
Cuando los policías se dirigieron al otro domicilio, llamaron a la puerta y un joven que se identificó como el dueño de casa se resistió a cumplir con el pedido de bajar el volumen. Su negativa se transformó en resistencia cuando quisieron demorarlo. El vecino se abrazó a una columna de alumbrado y a los gritos convocó a sus amigos a que lo liberaran del asedio policial.
Se sumaron hombres y mujeres que arrojaban piedras, trozos de mampostería, palos y botellas al grupo de policías. Producto de esta pedrera, un agente sufrió la rotura de su casco y una lesión leve en el cuero cabelludo, aunque su herida no requirió atención especializada.