Fábrica de camiones Iveco suspende a 500 operarios hasta el 18 de julio

La fábrica de camiones Iveco anunció hoy que suspenderá hasta el 18 de julio próximo, a 500 operarios de cumplen tareas en la planta que posee en la localidad cordobesa de Ferreyra, en el marco de una medida adoptada para la “adecuación coyuntural de stock” ante la fuerte caída de las demanda.
“Estamos en una etapa de adecuación coyuntural de stock en Iveco, por eso efectivamente hay una suspensión en curso hasta el día 18 de julio”, afirmaron fuentes de la empresa ante la consulta de Télam.
El problema de stock responde fundamentalmente a la caída de la demanda del mercado brasileño de los camiones que se producen en Córdoba, situación similar a la que atraviesa la mayoría de las terminales automotrices radicadas en la Argentina.
Iveco, que en el país suma un total de 10 concesionarios y 46 puntos de venta y servicio, integra el Grupo CNH Industrial junto a case, New Holland y FPT Industrial, entre otras subsidiarias del Grupo Fiat, y cuyo centro industrial además de camiones fabricados tractores, cosechadoras, colectivos y motores.
Al respecto, las fuentes de la empresa aseguraron que “esta medida aplica sólo a la planta de Iveco. En lo que respecta al resto de las marcas del Grupo CNH Industrial, tanto la planta de maquinaria agrícola y de construcción Case y New Holland, como la planta de motores FPT Industrial, operan normalmente”.

Frenó la actividad.
La planta de Iveco ya había frenado sus actividades hace diez días a partir de un conflicto ajeno a su dominio, ya que debió afrontar la interrupción de entregas de chasis de la autopartista Montich, la cual enfrentaba un concurso preventivo de crisis.
En este marco, el Sindicato de Mecánicos y Afines del Transporte Automotor (Smata) de Córdoba manifestó hoy su preocupación por la actualidad de los trabajadores de la industria automotriz, más allá de los anuncios de inversión que se realizaron en las últimas horas para reactivar la actividad en el sector.
Así lo manifestó el vocero de Smata de Córdoba, Leonardo Almada, quien dijo: “Cuando uno tiene un anuncio de una inversión en el sector, hay que contar por lo menos un año o un año y medio para que comience a moverse eso”.
“Hoy la gente está suspendida, en los días que están suspendidos cobran el 75 por ciento del sueldo. Las empresas están ofreciendo retiros voluntarios, están ofreciendo jubilaciones anticipadas, y esa es la situación del sector hoy”, reflexionó Almada.
Además, el encargado de prensa y difusión del sindicato automotor contó que actualmente en las empresas “el clima es el de un tipo que sabe que no hay trabajo, que no ve que se recupere la producción, que sabe que los programas de producción se caen y no se recuperan”.

“Perder el trabajo”.
En ese ámbito, el vocero se lamentó diciendo que “ese es el ánimo de la gente en la planta. Con miedo de perder el empleo, de que los retiros voluntarios se conviertan en involuntarios”.
Para Almada, la baja en las exportaciones a Brasil es “clave en este momento”, y aseguró que los trabajadores quieren “trabajar y ofrecer a las empresas algunas cuestiones para incrementar la productividad. Más no podemos hacer”, dijo.
“Yo estoy seguro que en la industria automotriz lo que se lleva la mano de obra es una parte ínfima, entonces uno puede colaborar con la productividad, pero de ahí a bajar costos, estamos lejos”, expresó el vocero, y finalizó aclarando que “pareciera que la culpa es nuestra y no es así”. (Télam)

Compartir