Falleció el músico argentino Leandro “Gato” Barbieri

Nacido en Rosario en noviembre de 1932 y fanático confeso de Newell’s Old Boys, el gran saxofonista argentino Leandro “Gato” Barbieri falleció anoche a los 83 años a causa de una neumonía en un hospital de Nueva York, informó su viuda Laura.
Iniciado de niño en el clarinete y luego estudiante de saxo alto, Barbieri se pasó luego al saxo tenor por la influencia que ejerció sobre él John Coltrane, convirtiéndose en el máximo referente argentino del jazz en el mundo y desarrollando una intensa carrera en Europa y Estados Unidos, donde tocó en todos los grandes teatros y clubes de jazz y con los mejores músicos del género.
Charlie Hadden, Ron Carter, Lenny White, Stanley Clarke, Roy Haynes, Airto Morerira, Naná Vasconcellos, Carlos Santana y John Abercrombie son sólo algunos de los músicos que grabaron en sus discos o formaron parte de sus bandas.
A comienzos de los 60 se unió en Italia a la banda del trompetista Don Cherry, histórico miembro del cuarteto de Ornette Colleman que diera inicio al free jazz, giró con él y grabó en sus primeros álbumes solistas “Complete Communion”, de 1965, con Herny Grimes en bajo y Ed Blackweell (también ex cuarteto de Coleman) en batería, y “Simphony of Improvisers”, aparecido en 1966, con la misma formación más el agregado de Pharaoah Sanders en saxo tenor y Piccolo, Karl Bergver en piano y Jean Francois Jenny Clark en bajo.

Inicios.
En la Argentina Barbieri comenzó tocando en la orquesta de Lalo Schifrin en la década del 50 y en ese entonces acompañó también a ilustres jazzistas norteamericanos que pasaron por Buenos Aires para radicarse luego en Europa y Estados Unidos, donde vivió sus últimos 40 años.
Con más de 50 discos editados, el Gato trabajó distintos territorios y fronteras del jazz a lo largo de una extensísima carrera como líder de banda, compositor y arreglador y siempre destacó por el ímpetu de su sonido y acercamiento al tenor, además de por mixturar en alianzas eficaces y a veces extrañas el free con el latin y sonoridades propias de Argentina.
La música del filme de Bernardo Bertolucci “Ultimo tango en París” fue uno de los momentos de mayor apogeo de su nombre, que recibió por este trabajo un Premio Grammy, así como un Grammy Latino a la Trayectoria en 2015, un Premio Konex en 1985 y su disco “The Shadow of The Cat” de 2002, fue elegido como Mejor Album de Jazz Latino del Año por la prestigiosa revista Billboard.
Su última actuación en vivo fue en el famoso club de jazz neoyorquino Blue Note –donde había debutado en 1985- el 23 de noviembre pasado.
El diario estadounidense New York Times le rindió hoy un obituario, donde lo califica como el “pionero” o explorador del latin jazz y dice que fue un “saxofonista cuyo estilo fuertemente emocional ayudó a expandir la audiencia del latin jazz”. (Télam)