Independiente, en el debut de Holan, no pasó de un insulso empate ante San Martín

Independiente, en el debut del entrenador Ariel Holan, no pasó de un insulso empate sin goles contra San Martín de San Juan, de local, en un partido por la decimosexta fecha del torneo de fútbol de Primera División.
El equipo de Avellaneda, que hace dos cotejos que no gana en su estadio (una derrota y un empate), llegó a 23 puntos; en tanto que el conjunto sanjuanino, que sumó su tercer encuentro seguido sin triunfos (dos caídas y una paridad), alcanzó las 15 unidades.
Independiente, con un 4-4-2 flexible, buscó imponer su juego y romper de manera directa a lo largo del primer tiempo, pero no supo ni pudo quebrar el férreo esquema defensivo de su adversario.
Es que San Martín, con un 5-4-1, no le dejó espacios, le peleó la tenencia del balón y esporádicamente buscó el arco rival.
El equipo de Holan, donde debutaron los juveniles del club Gastón Togni y Alan Franco y los experimentados Emmanuel Gigliotti y Walter Erviti, apenas mostró algo de juego en el cuarto de hora final.
En ese lapso apareció, justamente, Erviti y se vio lo mejor del “rojo”. Así, a los 38 minutos, Lucas Albertengo, de cabeza, casi abre el marcador.
Independiente en el segundo tiempo se adelantó un poco más en el campo de juego, intento profundizar en ataque, pero le costó muchísimo generar situaciones de gol, salvo en los minutos finales.
Los ingresos de Ezequiel Barcos por Albertengo y Martín Benítez por Togni le dieron un poco más de frescura, pero apenas eso.
A los 19 minutos, una jugada entre Barcos y Erviti terminó con un tremendo remate desde afuera del área de Gigliotti, que se estrelló en el palo izquierdo.
Más allá de eso, Independiente no le encontró la vuelta y no tuvo las armas futbolísticas para quebrar a un rival que se plantó atrás, juntó sus líneas y apostó a un contraataque “salvador”, algo que no sucedió, para llevarse los tres puntos.
Sin embargo, el local, en los minutos finales, mereció el triunfo, aunque la falta de puntería de sus jugadores, el palo derecho, esta vez frente a un remate de Benítez, y el arquero Luis Ardente, frente a un cabezazo de Nicolás Tagliafico, en ese orden, se lo privaron. (Télam)