La granjera que creó un servicio de internet que abastece a miles de personas en el Reino Unido

Una granjera instaló su propia red de Banda ancha de internet que hoy abastece a más de 2 mil personas en el Reino Unido y se convirtió en el epicentro de todas las miradas del ámbito tecnológico mundial. Su nombre es Christine Conder y su experimento casero proveyó de Banda ancha a 2.300 miembros de comunidades rurales de Lancashire en el noroeste de Inglaterra que no contaba con este servicio.
Pero ¿qué hizo Christine?.
Cuando los árboles, que dividían a la granja de Chris del punto de internet más cercano, crecieron demasiado decidió crear su propio servicio de red. Compró un kilómetro de cable de fibra óptica, cavó una zanja con su tractor y conectó su granja al punto de internet. “Probamos que la gente común podía hacerlo: no fue una ciencia espacial, fueron tres días de duro trabajo”, expresó la mujer de acuerdo con la BBC Mundo.
Su creación se denominó B4RN (Banda ancha para el norte rural en español), un proveedor de internet de banda ancha que ofrece velocidades de un gigabit por segundo.
Según el ente regulador de las comunicaciones británico, esta velocidad es 35 veces mayor que el promedio de 28.9 megabits por segundo de internet del Reino Unido.
Todo creció y el servicio se extendió por pueblos enteros. B4RN tendió 3.218 kilómetros de cable de fibra óptica y conectó numerosas localidades a su red.