La Municipalidad pidió el embargo de Cablevisión

QUIERE COBRAR LOS 8 MILLONES QUE ADEUDA LA EMPRESA POR ESPACIO AEREO

La comuna pidió el embargo de fondos bancarios de Cablevisión, en el marco de la demanda iniciada para cobrarle a la empresa del Grupo Clarín la deuda de tasas que supera los 8 millones.
El intendente Leandro Altolaguirre decidió activar el embargo de fondos bancarios contra la empresa Cablevisión SA por la deuda que la firma acumula desde hace varios años con la municipalidad por una suma que supera los 8 millones de pesos en concepto de tasa por el uso del espacio aéreo, en el marco de la demanda iniciada para cobrar el dinero adeudado, según informaron fuentes comunales. La medida fue ejecutada por la Dirección de Asuntos Jurídicos.
La situación con la empresa del Grupo Clarín se generó tras solucionarse en la última semana el conflicto entre el municipio y la cooperativa de Santa Rosa por la acometida domiciliara. En esas negociaciones, Cablevisión, que proponía un plan de pago en cuotas como arreglo extrajudicial, planteó la unificación de tributo (tendido de cables y acometida), que quedó como tasa aérea a razón de 170 pesos por cuadra. La empresa intentó en vano que la comuna le reconociera la mitad de ese costo en la tasa, aduciendo que sólo tienen un cable, en vez de los dos de la CPE.
La decisión también estuvo motivada en la necesidad que tiene la municipalidad capitalina de hacerse con fondos para afrontar la crisis financiera que atraviesa. Es por eso que después de la moratoria, las autoridades vinculadas a la cuestión legal avanzaron, con el aval del intendente Altolaguirre, en diversas actuaciones judiciales contra más de 150 referentes morosos. En ese sentido, desde la comuna trascendió que “uno de esos juicios podría ser contra un ex intendente”, aunque no se dieron más precisiones.

Bancos.
Según las fuentes municipales consultadas por este medio, la solicitud de embargo que se presentó contempla los depósitos locales que la empresa Cablevisión tiene en dos entidades bancarias, precisamente en el Banco de La Pampa y en el Banco Santander Río. Si la firma sigue manteniendo la deuda, la comuna ya analiza y mantiene como una posibilidad latente quitarle los tendidos de cables de la ciudad pampeana.
El presidente de la CPE, Oscar Nocetti, en el medio de la polémica con la comuna por el acto de rebeldía fiscal, había cuestionado a las autoridades municipales por el “destrato” dado a la cooperativa al reclamarle tres meses de tasa por acometida retenida sin advertir sobre los nueve años que tiene la deuda de Cablevisión. La empresa de cable e Internet solo paga el 30 por ciento de lo que correspondería, argumentando que el costo es desmesurado, indicó la comuna.
Durante todos los años que esa compañía no pagó, la entidad solidaria fue la única que pagó la tasa. En la gestión del radical Francisco Torroba en la intendencia, entre 2008 y 2011, la comuna y la cooperativa tuvieron fuertes diferencias, puesto que la tasa por uso de espacio aéreo comenzó a cobrarse también sobre las acometidas, aumentando considerablemente la cantidad de metros lineales sobre los que se calculaba el tributo.