Murió una joven que estaba internada en un hogar

Una mujer de apellido Uribe y de 23 años falleció en las últimas horas en el hospital Lucio Molas, a donde había sido trasladada de urgencia con convulsiones. Según se informó, tenía una discapacidad mental y estaba internada en un hogar de la ciudad.

La información policial da cuenta de un allanamiento en el hogar Abrazo de Oso de la calle Alsina, donde estaba internada, para dar con la historia clínica de la fallecida. Según trascendió, horas antes de entrar en convulsiones y ser internada en el hospital Lucio Molas, la mujer se habría quemado con agua caliente, dato que surgió en la autopsia realizada.
Las investigaciones judiciales y policiales está orientadas ahora a determinar si hay relación entre esas quemaduras y la muerte, así como la medicación que tomaba la joven.