Pudo reestablecerse el servicio del Acueducto en tiempos que prácticamente no afectaron la demanda

El acueducto fue reparado este viernes, iniciándose el llenado a partir de las 14. La fuga se produjo en un tapón de prueba hidráulica cuando todavía era incipiente, situación que fue detectada a través de recorridos de rutina, esto permitió que los tiempos de reparación fueran menores a los acostumbrados y no hubo necesidad de seccionar el acueducto.
Durante el viernes, la ciudad de Santa Rosa se continuó abasteciendo con caudales de 200 metros cúbicos por hora que, junto a la producción del acueducto de Anguil y a la utilización de las reservas existentes, ayudaron a minimizar el impacto en la ciudad.
A su vez, se operaron válvulas de desagüe de manera sistemática, lo que permitió acelerar los tiempos de vaciado y llenado. El sábado al mediodía comenzó a restablecerse el abastecimiento a Santa Rosa con caudales paulatinamente crecientes, hasta normalizarse el suministro en horas de la tarde-noche.

Compartir