Regresó la fragata Libertad

La Fragata Libertad regresó a Argentina, luego de 196 días de travesía recorriendo diez países, y su tripulación fue recibida por el presidente Mauricio Macri y un centenar de familiares llegados de distintos lugares de Argentina, entre las que se destacaban cinco mujeres que esperaban con sus bebes recién nacidos a los cadetes que fueron padre mientras estaban navegando.
El buque escuela arribó a las 9.55 al Apostadero Naval del puerto metropolitano finalizando así su viaje de instrucción número 45, llevando a bordo a los cadetes del último año de la Escuela Naval Militar y de Brasil, Chile, Bolivia, Paraguay y Uruguay.
Entre aplausos, lágrimas de emoción y con la música ejecutada por la banda de la Armada, los abrazos inundaron los reencuentros familiares de los 27 oficiales, 192 suboficiales y 132 oficiales alumnos argentinos y de países vecinos.
El ministro de Defensa, Julio Martínez, en diálogo con la prensa consideró que los tripulantes “fueron dignos embajadores de la nueva Argentina que volvió al mundo. No nos embargaron la fragata, como ocurrió en Ghana”, dijo en alusión al episodio ocurrido en ese país africano en el 2012.
El funcionario destacó “el trato cordial que tuvieron nuestros marinos en el puerto británico”, situación que consideró “estratégica, ya que, tal como pide la ONU, queremos sentarnos a dialogar con Gran Bretaña por Malvinas”.
Con casi 30 grados y sol a pleno, tripulantes, cadetes, sus esposas, maridos y sus hijos recorrieron la Fragata Libertad construida en el Astillero Río Santiago entre 1953 y 1956 y asignada a la Armada el 28 de mayo de 1963.

Compartir