“Romperse el traste”

El presidente Mauricio Macri pidió hoy a los empresarios “romperse el traste” porque el país “necesita crecer y rápido”, al tiempo que les advirtió que “no hay tiempos para miedos, para mezquindad” porque “uno de cada tres argentinos la está pasando mal”.
“Son ustedes los que tienen que dar el ejemplo, los primeros en plantear una agenda superadora, de productividad, de competividad, o romperse el traste, como lo quieran decir; pero si quieren que este país crezca, depende de cada uno”, aseveró.
En el almuerzo anual del Consejo Interamericano de Comercio y Producción (CICyP), realizado en un hotel porteño, Macri le propuso al empresariado “otro tipo de relación. Quiero dar las reglas y que se cumplan”, expresó.
Al respecto, pidió “no quedarnos en una actitud especuladora, a ver qué va a pasar” y reclamó, en cambio, “ser solidarios con aquellos que necesitan un país creciendo”.
“Si producimos más y mejor, vamos a tener más empleo”, sentenció el jefe de Estado, quien pidió a los empresarios “productos de calidad que podamos exportar”.
“No hay tiempo para miedos, para mezquindad porque uno de cada tres argentinos la está pasando mal. Necesitamos crecer y rápido. Quizás terminemos creciendo en este último trimestre, pero seguro, el año que viene. Pero, hay que lograr crecer todos los años, para que esta realidad cambie”, instó el mandatario.
Ello, según señaló, “depende de nuestra claridad, de si aprendimos de nuestros errores, y de si somos solidarios con aquellos que necesitan un país creciendo”.
Macri, por otra parte, valoró la posibilidad de volver a “dialogar” con el sector empresario a lo largo de sus 10 meses de gestión, en velada crítica al kirchnerismo.
“El comentario de todos los que participaron (ayer de la convocatoria oficial a la Mesa del Diálogo) era ‘qué alegría que podamos encontrarnos alrededor de una mesa redonda’, para expresar todo lo que saben, tienen y pueden darle a la Argentina”, expresó el Presidente.
Macri sostuvo: “Lo más importante que hemos logrado en estos 10 meses es que podamos estar en este espacio, relajados, dialogando, que cada uno pueda manejarse en libertad, con respeto, dando valor a la palabra”.
El mandatario, asimismo, destacó que su gestión ha “profundizado” la presencia del Estado en el área social, pese a que durante la campaña proselitista del año pasado sus opositores decían que eso no lo iba a realizar.
Tras insistir que el “sinceramiento de la economía ha sido duro”, Macri pidió a “los gobernadores e intendentes a que nos acompañen” en los programas de inversión para obras públicas.
“Lejos de terminar con el Estado como lo que decían en la campaña, hemos profundizado la presencia del Estado”, concluyó.
Antes de Macri, habló el presidente del CICyP, Adrián Werthein, quien se refirió a la gesta de Independencia de 1816; citó a Hipólito Yrigoyen, electo en 1916 por el voto universal, secreto y obligatorio y pidió que 2016 sea “el turno de consolidar el desarrollo”.
También alabó la vocación del Gobierno por dialogar y relexionó: “ícuánto mejor es el diálogo que el ‘vamos por todo’!”.
En el más que completo salón había empresarios de primer nivel, embajadores y funcionarios de los tres poderes, entre ellos el jefe del bloque del Frente para la Victoria en el Senado, el rionegrino Miguel Angel Pichetto, uno de los más aplaudidos. (DyN)

Compartir