Un gremio quiere hacer 170 viviendas en Toay

AMBICIOSA PROPUESTA

Con el aval político del gobierno provincial, el gremio UPCN presentó un proyecto de desarrollo urbano que comprende la construcción de 170 viviendas, una plaza y un SUM.
El municipio de Toay giró en la última semana al Concejo Deliberante un proyecto de desarrollo urbano que afecta al predio de la ex Cerámica Santa Rosa, que comprará el gremio UPCN para destinarlo a la construcción de un barrio que comprende la construcción de 170 viviendas, playones deportivos, una plaza y un Salón de Usos Múltiples (SUM). La prioridad la tendrán los afiliados aunque también podrán acceder quienes no pertenecen al gremio.
Al ser consultado sobre la información que trascendió públicamente, el secretario general del sindicato y diputado provincial Jorge Lezcano aseguró ayer que “la propuesta de UPCN es acompañar la política de construcción de viviendas y estamos próximos a acordar con el municipio de Toay la adquisición de alrededor de cinco hectáreas donde está la ex Cerámica”.
La iniciativa cuenta con el aval político del gobierno provincial y “tiene que ver con nuevas líneas de construcción de barrios y viviendas para organizaciones intermedias”.
“UPCN compra las tierras, presentamos el proyecto de urbanización y después está el financiamiento bancario previsto”, explicó el legislador.
Siguiendo en esa línea, agregó que “ya presentamos una nota al intendente (Ariel Rojas)” y el martes, las autoridades del gremio irán al Concejo Deliberante toayense para “proponer el proyecto más adecuado para la zona y con eso un plan de unas 170 viviendas”, contando con las obras de infraestructura necesarias.

Gestión avanzada.
El predio en cuestión que pretende comprar el sindicato -algo que está avanzado- está ubicado entre las calles España, Independencia, Moreno y San Lorenzo de Toay, un sector que fue intervenido para limpiarlo desde que la comuna se hizo cargo en 2011. A partir de allí se comenzó a trabajar pensando en su reutilización.
En la provincia, hay iniciativas similares de otras entidades intermedias como el Centro Empleados de Comercio y la Uocra, que tomaron la misma iniciativa que UPCN, que “está haciendo estos proyectos en varias provincias”.
“Se van a respetar los lineamientos municipales, con construcción de viviendas, una plaza, centro de compras y un SUM”, según indicó el legislador.
“La propuesta de UPCN surgió porque hay muchos compañeros que no pueden formar parte de los planes del gobierno y nosotros como entidades intermedias podemos participar con acuerdos con Municipio, Provincia y Nación. Es un hecho histórico para el sindicato”, destacó Lezcano.

Infraestructura.
El intendente Rojas manifestó que la intención es construir viviendas de distintas tipologías con al menos tres modelos distintos y con amplitudes de uno, dos y tres dormitorios, “saliendo de lo convencional”, algo que “nos permite imaginar en su trazado, un punto distinto o sea paralelo a la calle España con un eje curvo que le da a otro sentido”.
Destacó que el proyecto también contempla la infraestructura necesaria de alumbrado, agua, cloacas, cordón cuneta, veredas uniformes, pavimento y espacios comunes que lo llevarían a integrarlo con los barrios lindantes, como una plaza, un Salón de Usos Múltiples de 500 metros cuadrados, dos playones deportivos y locales comerciales situados en dos partes de barrio.
El jefe comunal, además, explicó que el municipio trasferiría las tierras al gremio UPCN, que se encargaría de llevar adelante la operatoria.

Instancias.
Rojas afirmó que siempre estuvo presente la reutilización del predio en cada proyecto y la comuna tuvo “distintas oportunidades que se fueron cayendo con muchas decepciones y amarguras, pero la verdad es que luego de seguir analizando su aprovechamiento para el pueblo y los vecinos frentistas en particular, necesitábamos compensar lo vivido hasta ahora”.
“Generaciones completas vivieron levantándose y viendo una fábrica abandonada en frente de su casa, la imagen fue siempre un terreno lleno de pastizales con una fábrica abandonada en un baldío, con lo cual también de alguna forma pretendemos integrar este patrimonio municipal y compensar a nuestros vecinos de lo vivido hasta ahora y solucionar este tapón que teníamos para el desarrollo del pueblo”, argumentó.