Una multitud con el mejor asado

Nicolás Spada como asador, y Julio Aguilar como fogonero, son los flamantes mejores asadores del país. Ariel Alejo, uno de los impulsores de la fiesta, indicó: “Fue impresionante, la mejor de las fiestas”.
Alrededor de 750 personas le dieron un impresionante marco a la primera edición de la Fiesta Nacional del Asador Criollo en Miguel Riglos, calificación obtenida recientemente tras diez años de realización, desde el 2013 como en calidad de fiesta provincial, bajo la organización de la Asociación de Bomberos Voluntarios de Miguel Riglos.
La pareja de Macachín, Nicolás Spada como asador, y Julio Aguilar como fogonero, son los flamantes mejores asadores del país.
Ariel Alejo, uno de los impulsores históricos de este evento declarado nacional, además titular de la entidad organizadora, ayer estaba exultante. “Fue impresionante, la mejor de las fiestas. Más de 750 personas acompañaron la tarea de 33 parejas de asadores que cocinaron algo más de 750 kilos de carne y más de 70 kilos de chorizos, y no quedó nada. La gente estuvo enganchada hasta el final donde el show de ‘Los Cumpas’ estuvo fantástico, todo salió perfecto”, le dijo a LA ARENA.

Al asador.
Todo se inició a las 9 de la mañana cuando se hicieron los sorteos de los costillares y habilitaron la pista de los asadores enclavada en terrenos del ferrocarril. Durante todo el día una multitud se acercó al lugar para observar un espectáculo único: la tarea de los mejores especialistas en el plato gastronómico que nos distingue en el mundo.
Por esa hora comenzaron a sumarse las autoridades que le dieron institucionalidad a esta festividad. El intendente local Federico Ortiz hizo de anfitrión. Por el gobierno provincial estuvieron el subsecretario de Turismo, Lautaro Córdoba, y el director de Archivo Histórico Ignacio Roca.
También participaron el senador nacional Juan Carlos Marino, oriundo de esa localidad, quien fue el gestor que hizo que la fiesta tomara status nacional, y el diputado nacional Martín Maquieyra. Otras presencias notorias fueron la del diputado provincial Ariel Rauschenberger y el intendente de La Adela, Juan Barrionuevo.

Multitudinaria fiesta.
Sobre el mediodía se inició el evento en la carpa central en la que no había un solo lugar vacío. Allí hicieron uso de la palabra el intendente Federico Ortiz, el senador nacional Juan Carlos Marino y la cabeza de la organización, Ariel Alejo. El legislador nacional, quien hizo las gestiones ante el Ministerio Nacional de Turismo para lograr que el evento cobre dimensión nacional, aprovechó la oportunidad para agasajar a la institución bomberil y entregarle a su presidente una copia enmarcada de la resolución.
Poco más tarde el grupo de jurados comenzó a evaluar los costillares, y enseguida comenzaron a servirlos ante el aplauso de la gente. En el paréntesis con los postres quedó la actuación del grupo “La Diablada”.

Los ganadores.
Un momento esperado fue el momento de la premiación de los mejores asadores. El jurado tuvo que trabajar mucho ante la jerarquía de los costillares presentados, al final consideraron que el de Spada y Aguilar, ambos de Macachín representando el Coto de Caza “Los Olivos”, era el mejor. Detrás quedaron otros excepcionales asadores como Normando Vicens-Zaira Folmer (Fundalum Santa Rosa); José Luis Sánchez-Mariano Micone (Agrupación Gaucha San Cayetano de Anguil); Daniel Aranda-Sebastián Peralta (Hogar de Ancianos Scarpeta de Pellegrini; Luis y Hernán Hansen (Villa Parque, Santa Rosa) y Omar Zubiaur-Sebastián Lasserre (Bomberos Voluntarios de Bordenave, provincia de Buenos Aires).
Las actividades duraron hasta la media tarde. La gente participante no se movió de sus butacas disfrutando por primera vez en Riglos de una fiesta nacional. El cierre fue una muy festejada actuación de “Los Cumpas”.

Responsabilidad enorme.
Los organizadores saben que esta primera Fiesta Nacional del Asador Criollo es el inicio de una etapa que es muy por encima de lo que significaba hacer una fiesta provincial. “Realmente estamos felices, pero cuando pase esto, que terminemos con los detalles de cierre de esta edición, vamos a tener que pensar cómo continuamos. Tendremos que estar a la altura de las circunstancias, es otra cosa, deberemos sentarnos seriamente porque la responsabilidad será enorme”, concluyó Ariel Alejo.