“Esto es un sueño hecho realidad”

UNA EXITOSA TERCERA EDICION DEL "FESTIVAL DE CIRCO Y ARTE CALLEJERO PICO RIE"

Los artistas circenses de esta ciudad Luciano Roggero y Julián Martín Serralta, organizaron durante el fin de semana en esta ciudad, la tercera edición del “Festival de Circo y Arte Callejero Pico Ríe”, que convocó a compañías nacionales e internacionales, además de artesanos y artistas plásticos locales. “El balance fue positivo, y el hecho de que el evento siga creciendo respecto al año pasado, para nosotros ya es un diez”, aseguraron.
Luego de tres días de intensa actividad, que incluyó espectáculos en la explanada del Palacio Municipal, en la Plaza Seca, en el edificio Médano y en el Viejo Galpón, los organizadores trazaron un balance positivo y prometieron tratar de hacerlo perdurar en el tiempo.
Los organizadores dijeron que es fundamental contar con el apoyo económico para hacer crecer esta propuesta artística, la cual el próximo año se podría extender a otras localidades (ver aparte).

“Ya es un diez”.
“El balance fue positivo, y el hecho de que el evento siga creciendo respecto al año pasado, para nosotros ya es un diez. Siempre hay detalles en los que se puede mejorar, pero el hecho de que seamos pocos en la organización dificulta mucho la distribución de tareas, más cuando se trata de algo sin fines de lucro como esto”, dijo Roggero, en diálogo con LA ARENA.
“Pero nos han ayudado cerca de 20 personas y seguimos siendo pocos, aunque a veces no es tan importante la cantidad de gente sino el nivel de compromiso con el que se lleva a cabo”, sostuvo.
“La idea es seguir y mantenerlo, porque sostenemos que el festival es nuestra lucha para reivindicar el circo y el arte en todos sus aspectos. Creemos que General Pico es una ciudad cultural, pero todavía falta mucho trabajo por hacer, falta concientizar a la gente de que el arte ‘a la gorra’ es una forma de trabajo”, indicó el entrevistado.
“El festival es nuestro caballito de batalla para sembrar esa semilla y ver qué fruto nos puede llegar a dar a futuro. Lo fomentamos por la alegría que nos provoca y queremos generar más artistas y más gente que consuma arte en la ciudad, porque es fundamental para el ser humano, es una necesidad humana básica”, agregó.

Artistas de lujo.
El festival arrancó el pasado viernes con la presentación de la compañía “Payaso Ceniza” en el centro cultural Médano. Luego continuó al día siguiente con el desfile inaugural desde la Plaza Seca hasta el Palacio Municipal, donde se presentó la compañía Muruya, que llegó desde Mar Del Plata, y el oriundo de Ingeniero Luiggi, Luis “Loco” Brusca, quien reside desde hace varios años en Europa. Más tarde se realizó la Gala Varieté en El Viejo Galpón del Centro Cultural Maracó, donde actuaron “Kumbia Kuatica” de Santa Rosa y “Locos los duendes” de General Pico.
El domingo, en la jornada de cierre del festival, se presentaron Martín Martínez de Buenos Aires, Manik Freak de Mar del Plata y la compañía Transhumantes Circo.
Roggero consideró que fue “un lujo y un orgullo” haber podido contar con este nivel de artistas, muchos de los cuales tienen renombre internacional. “Para nosotros es un lujo y un orgullo, porque son compañías de nivel nacional y mundial, y tenerlas acá en General Pico para nosotros, es impagable”, señaló.
“Lo hacemos por la alegría de ver también nosotros los espectáculos y de compartir esa alegría de poder verlo junto al público piquense. A nosotros nos gusta hacerlo tanto como verlo, como disfrutarlo y organizarlo. Es un sueño hecho realidad y más de uno se emocionó por poder tener esto en la ciudad”, agregó.

“Hacerlo más grande”
Por último, el artista piquense, quien es miembro de la compañía La Risotada, aseguró que es fundamental contar con el apoyo económico para hacer crecer esta propuesta artística, la cual el próximo año se podría extender a otras localidades.
“La idea es hacerlo más grande, pero el apoyo económico es fundamental para que el festival crezca. Para nosotros poder haber mantenido lo del año pasado, ya fue una superación, y encima haber superado lo del año pasado, es el doble”, indicó el entrevistado.
“Queremos avanzar un poco más todos los años, y por eso lo importante es sostenerlo. Nuestra ambición es llevarlo a otras localidades y tal vez podamos hacer “La Pampa Ríe” en algún futuro”, finalizó.