Inauguran una muestra en General Pico

La artista plástica piquense Florencia Paolicchi inauguró, en la media tarde de ayer, una muestra de su autoría en un local céntrico de General Pico. La exposición comenzó alrededor de las 20 y contó con 25 cuadros indagantes en las profundidades del arte surrealista que fueron realizados mediante diversas técnicas visuales, como lápiz sobre papel y tinta y la denominada “técnica mixta”, una modalidad artística basada en la implementación de ciertas aristas que escapan a los parámetros más convencionales del arte.
La joven artista, que hace un año que se dedica a la pintura, le dijo a LA ARENA que existe un amplio movimiento artístico en General Pico y que la idea de debutar exponiendo en un lugar poco ortodoxo y no en un centro cultural le da un aire más que interesante al concepto comunicativo que quieren representar sus obras. “Mis pautas como artista escapan a lo concreto, a lo conservador y se inmiscuyen, sobre todo, en otros campos del arte que pueden no significar nada, como significar mucho”, dijo Paolicchi.
Durante la exhibición estuvieron presentes la directora de Cultura municipal, María del Carmen García Suárez, y Noemí Balduzzi, una de las docentes más importantes del Instituto de Bellas Artes de General Pico, a la vez mentora y descubridora de la artista.
-¿Qué significa pintar para vos?
-Es un modo perceptivo de ver las cosas y de comunicarlas. No puedo explicar qué siento cada vez que lo hago, porque justamente el arte es algo inentendible. Va llenando espacios vacíos y creando sus propios códigos, muchas veces disímiles con el común de otras doctrinas.

Agradecida.
La artista de 21 años, que realizó talleres de artes visuales en Pico y continuará su carrera como artista plástica en Buenos Aires, afirmó que se siente muy agradecida con la gente que la acompañó en este momento tan importante y con las autoridades del local que le brindaron el espacio físico para mostrar sus trabajos.
-¿Cuál es tu meta como artista?
-Antes que nada formarme, perfeccionarme y luego llegar a ser una profesional que pueda vivir de esto, aunque sea difícil. Nunca descarté de mi cabeza la idea de dar clases, poder enseñar, transmitir, pero apunto sobre todo a crear y vivir dignamente como cualquiera.

Enigmas.
Los cuadros realizados por Paolicchi se enmarcan dentro de una línea “no convencional” que a simple vista revierten un carácter enigmático pero que detrás esconden una temática real y concreta que la artista intenta comunicar, aunque afirma que durante muchas ocasiones su inspiración no sigue un preconcepto formado sino más bien inconsciente y paulatino que logra descifrar una vez que está culminado su trabajo.
Durante la exposición se pudo percatar la percepción de esas obras que evidencian la sensibilidad enmarcada en el misterio y el carácter absorto de los concurrentes que tuvieron el mágico sortilegio que provocan algunas obras. “El arte es un juego que nos desvía de la nada, un juego con sus reglas que nos llena y que nos salva”, explicó Paolicchi.