Argentina goleó y está en semifinales

COPA AMERICA: MESSI ALCANZO A BATISTUTA COMO MAXIMO GOLEADOR CON 54 TANTOS

El seleccionado argentino de fútbol tuvo su noche perfecta en Foxborough, Estados Unidos, con el pase a semifinales de la Copa América Centenario y el récord de Lionel Messi, quien alcanzó a Gabriel Batistuta como máximo goleador con 54 tantos, en la goleada 4 a 1 ante Venezuela.
Messi, Gonzalo Higuaín y Erik Lamela anotaron para el equipo de Gerardo Martino en el Gillette Stadium que tuvo una convocatoria de 59.183 espectadores. El delantero venezolano Salomón Rondón marcó el descuento.
En la próxima instancia, Argentina enfrentará a Estados Unidos en el estadio NRG de Houston, programado para el martes a las 22.
Argentina redondeó una jornada soñada en el resultado, con el pase a semifinales y otra nueva marca del crack rosarino, pero más allá de la diferencia de tres goles sufrió por momentos, en especial en el último cuarto del primer tiempo, momento donde el arquero Sergio Romero dejó de lado su apodo de “Chiquito” para transformarse en “gigante” con un penal atajado incluido al volante Luis Seijas, quien picó la pelota.

Doblete de Higuaín.
Los dirigidos por Gerardo Martino tuvieron un comienzo interesante, con presión en ataque que inquietó a Venezuela con las apariciones de Ever Banega y el imán de Messi, la figura de la cancha, incontrolable para la defensa rival.
Higuaín dejó atrás rápidamente la imagen pálida que exhibió en los partidos de fase de grupos en la Copa América y mediante una asistencia brillante de Messi, dejó picar el balón y definió cruzado al segundo palo del arquero Daniel Hernández.
La posesión y las situaciones eran de la Argentina que encontró por la banda izquierda, con las asociaciones entre Banega, Marcos Rojo y Nicolás Gaitán, un lugar para lastimar.
El segundo gol llegó con el error del volante Arquímedes Figuera, quien dio un pase atrás que fue interceptado por un lúcido y rápido Higuaín. quien tiró la gambeta larga ante el arquero y definió con el arco vacío.
Sin embargo, Argentina bajó la intensidad y Venezuela salió del área. El equipo de Rafael Dudamel presionó bien, con rapidez y generó errores en la defensa ante la merma en el rendimiento del mediocampo argentino, con Javier Mascherano a la cabeza.
En los últimos quince minutos, Venezuela estuvo cerca del descuento, pero Romero estuvo brillante. La primera fue con la pérdida de la pelota de Mascherano cerca del área que generó la aparición de Rondón y la estirada del ex Racing. Luego, “Chiquito” sacó por encima del travesaño el disparo de Rolf Feltscher que se desvió en Mercado y, atajó el penal de Seijas que él mismo propició con infracción a Rondón.

Récord de Messi.
Venezuela le perdonó la vida a la Argentina que en el segundo tiempo salió más concentrado y coronó eso arranque con el gol de Messi, para igualar a Batistuta, luego de una buena jugada colectiva con Higuaín y Gaitán y la definición de puntín con destino de caño a Hernández.
El gol de Rondón, de cabeza, marcó otra falla de Nicolás Otamendi quien lo perdió en la marca y le puso una cuota de suspenso al resultado, pero el ingreso de Lamela, más allá de su gol, con otra asistencia de Messi en el partido, le dio más fluidez al ataque argentino para liquidar finalmente el pleito.
Argentina sigue a paso firme en la Copa América y de a poco se acerca al objetivo tan deseado.

“A los que me bancaron”.
El delantero Gonzalo Higuaín se anotó en el tanteador por primera vez en la Copa con un doblete y se lo dedicó “a los que estuvieron siempre” y lo “bancaron”.
“Se los dedico a los que estuvieron siempre y me bancaron; mis compañeros, el cuerpo técnico y mi familia. Era un partido importante, pero estaba tranquilo y por suerte llegaron los goles.
Pudimos hacer lo que nos pidió el técnico (Gerardo Martino) y pasar a semis”, celebró el goleador.
“Ahora a descansar porque jugamos el martes, tenemos poco tiempo y ya hay que meter la cabeza en el partido que viene”, enfatizó el artillero del Napoli.
El atacante de 28 años expresó el deseo de adueñarse del trofeo esta vez, lo que no pudo hacer con el equipo albiceste en las malogradas finales del Mundial de Brasil y la Copa América de Chile. “Ojalá se dé. Es lo que buscamos desde que pisamos Estados Unidos”, destacó el ex River Plate y Real Madrid.
Por otra parte, el extremo Nicolás Gaitán tuvo ayer una jornada agridulce porque si bien festejó la clasificación, se fue enojado al ver la segunda amarilla en esta competencia y quedar inhabilitado para jugar frente a EE.UU.
Iban 26 minutos, y el delantero surgido en Boca salió a tratar de quitar la pelota en presión, se la movieron y con su pierna derecha derribó a Alexander González.
Inmediatamente se dio cuenta que se venía la amonestación: el juez mexicano le sacó con justicia la amarilla, que lo deja afuera de semifinales ya que tenía una y el corte de tarjetas es recién en esta instancia.

Compartir