Argentina superó a Suecia

El seleccionado argentino de fútbol se impuso ayer por 3 a 2 a su par de Suecia en un amistoso internacional disputado en el estadio Friends Arena de Estocolmo, superando la primera prueba de 2013, en el que tendrá por delante el objetivo de conseguir el pase al próximo Mundial de Brasil 2014.
Los goles del equipo argentino fueron marcados por Gonzalo Higuaín, autor de un doblete a los 2 y 22 minutos del primer tiempo, y Sergio Agüero, a los 18 de la misma etapa.
El conjunto dirigido por Alejandro Sabella sufrió el empate 1-1 parcial a los 17 del primer tiempo a través de un cabezazo de Jonas Olsson y en tiempo de descuento descontó Rasmus Elm, de tiro libre, para decorar un resultado que no coincidió con lo transcurrido en el juego.
El equipo nacional fue superior desde el principio hasta el final ante un rival que, en principio, parecía una buena medida, pero que con el correr de los minutos evidenció muchos problemas defensivos y una absoluta dependencia de lo que pueda generar el delantero Zlatan Ibrahimovic.

Media máquina.
A la "albiceleste" le alcanzó con Lionel Messi jugando a media máquina y una contundencia ofensiva que completaron Higuaín, Agüero y Di María para quedarse con el partido.
El punto negativo es que en un encuentro donde fue ampliamente dominador sufrió dos goles. Suecia, salvo en pasajes
del primer tiempo, no llegó a atacar con profundidad a la defensa argentina.
A pesar de tener la intención de la posesión de la pelota durante todo el partido, a los dirigidos por "Pachorra" les encaja perfecto el contrataque: así fue que convirtió dos de los tres tantos.
A los 2 minutos recuperó el "Kun", que se la dio a Di María, quien en velocidad y ante el retroceso de la defensa local encabezó el contragolpe. En el borde del área abrió para Higuaín, quien con ayuda de Mikael Lustig abrió la cuenta.
Inmediatamente después del empate de Jonas Olsson con un cabezazo certero tras un córner enviado desde la derecha llegó el segundo tanto argentino, con otro arranque de "Fideo" y posterior habilitación entre líneas para Agüero, que definió suave de zurda por arriba del arquero.
Con el resultado a favor el equipo se dedicó a cuidar la pelota y hacer gala de la posesión ante los gritos desesperados del DT local, Erik Hamren, para que su equipo saliera del fondo para tratar de recuperar la iniciativa.
En ese sentido se lucieron Fernando Gago, Javier Mascherano y los delanteros Gonzalo Higuaín y Sergio Agüero, que se movieron por todo el frente de ataque para tratar de abrir la defensa.
Con el tercero del conjunto argentino, Higuaín de rebote tras remate de Messi a las 22, el encuentro podría haber terminado en ese momento porque el clima de efervescencia del inicio se transformó en una práctica.

Buena imagen.
Para coronar la gran actuación faltó el gol del crack rosarino, que lo tuvo en el segundo tiempo cuando la picó por
encima del arquero Isaksson, quien con una rápida reacción salvó con una chilena en la línea.
Sobre el final la nota la dio un fanático de Messi que con la camiseta de Barcelona y el "10" en la espalda saltó al campo de juego para abrazar y saludar a su ídolo ante la atónita mirada de los hombres de seguridad, que tardaron varios segundos en sacarlo.
Argentina arrancó 2013 mostrando una buena imagen y ahora tiene en mente superar a Venezuela y Bolivia, en marzo próximo, para terminar de sellar la clasificación al próximo Mundial de Brasil de 2014 (Télam).