Central, líder de Zona 1

COMENZO LA NOVENA FECHA

Rosario Central quedó como único líder de la Zona 1 del torneo de Transición de fútbol de primera división, al empatar anoche como visitante de Olimpo de Bahía Blanca 1-1, en partido de la novena jornada.
Nicolás Figal abrió la cuenta a los 20 del complemento para Olimpo y Marco Ruben igualó para Central diez minutos después. En el local fue expulsado Juan Quiroga a los 14 del primer tiempo y en el visitante vio la roja Damián Musto, a poco del final.
Con el empate, los rosarinos quedaron en la cima del grupo 1 con 18 unidades, una más que Godoy Cruz, que se pondrá al día mañana visitando a Vélez.
El partido fue una acumulación de errores y pierna fuerte, a tal punto que hubo nueve tarjetas amarillas en el primer tiempo: dos de ellas desembocaron en la expulsión del defensor local Juan Quiroga, cuando iban apenas 14 minutos de juego.
Además, Estudiantes de La Plata alcanzó la punta de la Zona 2 al vencer a Temperley 3-1 en el Estadio Alfredo Beranger.
Los goles del cuadro platense los hicieron Augusto Solari, Carlos Auzqui e Israel Damonte, en tanto Martín Pérez Guedes realizó el empate parcial.
Con este resultado, Estudiantes acumuló 19 puntos y alcanzó a Lanús y Atlético Tucumán en lo alto de la tabla de posiciones. Fue la tercera victoria consecutiva de los dirigidos por Nelson Vivas, que venían de imponerse a Defensa y Justicia y a Gimnasia y Esgrima La Plata.
En cambio, Temperley, que venía de caer ante Huracán 4-2 en Parque de los Patricios, está en la zona caliente de la tabla de promedios, por encima de Argentinos Juniors y Sarmiento, y lucha por mantenerse en la máxima categoría del fútbol argentino.

Ganó Atlético.
En el otro partido de ayer, Atlético Tucumán le ganó sobre la hora 2-1 a Huracán en el estadio Monumental José Fierro, y alcanzó a Lanús en la cima de la Zona 2. Luis Rodríguez y Rodrigo Aliendro marcaron para el local en este electrizante partido y Mariano González había igualado transitoriamente para Huracán, que dejó pasar la chance de alcanzar la cúspide en soledad.
En el primer tiempo fue superior el local, que tuvo en los pies de Rodríguez, figura y símbolo de Atlético, las llegadas más claras. En el segundo período, Atlético siguió demostrando su fortaleza en casa, donde no cae desde el 5 noviembre de 2014, justamente ante el Globo, pero en la Primera B Nacional. Y sobre el final lo ganó con el gol de Aliendro, para que toda la parcialidad tucumana se fundiera en un solo grito de gol para festejar la punta del campeonato. (DyN)