“Con estos muchachos voy a la guerra”

MAURICIO RAMBUR, EL EQUIPO "DESPRESTIGIADO" Y EL HAMBRE INSACIABLE DE ALL BOYS

Mauricio Rambur mantiene siempre el perfil bajo. Así llegó a All Boys en abril de este año y se hizo cargo de un desafío muy complicado. El Auriazul acababa de ser eliminado de Torneo Provincial, se había quedado sin la posibilidad de jugar el Federal “B” por los cambios en el Consejo Federal y, principalmente, muchas de sus figuras habían dejado el club por diferentes circunstancias.
“Será un año de transición”, fue la frase que sobrevoló al mundo All Boys en aquellos primeros días de abril, y que hacía eco en todos los rincones del ambiente futbolero local porque se trataba del actual tricampeón y máximo ganador histórico de la Liga Cultural.
Pero al nuevo DT alboyense no le sonaban de manera agradable esas palabras, por lo que desde el primer día aclaró que había material para seguir peleando como la historia del club lo marcaba. Y con su trabajo silencioso lo demostró: primero obteniendo el Apertura, luego peleando el Clausura ante Independiente de Doblas y finalmente ganando la Zona Norte en la final de este domingo ante el propio Rojo, al que logró vencer 3-1 por penales luego de dos empates (2-2 y 0-0).
“Son dos equipos muy parejos y todos sabíamos que era un partido que se iba a definir por detalles. Lamentablemente no pudimos abrirlo, aunque hicimos méritos para ganarlo, como también lo hizo Doblas. Fue toda la final muy pareja y en los penales la balanza se inclinó para nuestro lado”, analizó Rambur el referirse al empate final y a la definición desde los doce pasos en la que su arquero, Braian Roston, atajó tres penales.
Aunque el joven entrenador prefirió no hacer foco en un solo jugador, sino en todo el plantel. “Estos partidos se ganan con detalles y el equipo demostró una vez más estar a la altura de una final. Estos muchachos son unos fenómenos y esta clasificación es gracias a ellos. Ahora queremos más, vamos a preparar el partido para enfrentar a Pampero”, señaló Rambur, ya poniendo la mirada en la final del Torneo Oficial que el Auriazul jugará ante La Estrella de Guatraché, el mejor de la Zona Sur.
– Sufrieron muchas bajas en el inicio de la temporada, pero están nuevamente en la final como acostumbra All Boys. ¿Tiene un sabor especial esta vez?
– Hablaron mucho de la sangría de jugadores, pero yo a los dirigentes les dije desde el primer día que con estos muchachos, que se iban a romper el alma, voy a la guerra. Los desprestigiaron un poco a los jugadores porque nos daban como que íbamos a estar peleando en mitad de tabla. Pero cambiaron el chip rápidamente del Provincial después de aquella dura derrota con Ferro, se pusieron a disposición nuestra y con trabajo logramos esto.
– ¿De cuánto sirve tener enfrente a un rival como Independiente, que cada año te da pelea y evita que el equipo se relaje?
– Independiente fue tan protagonista como All Boys y eso fue bueno para todos. Nosotros nos quedamos muy cortos de plantel por varias lesiones o expulsiones, pero los chicos que entraron lo hicieron muy bien. Y quiero felicitar a la gente de Doblas porque son dos veces subcampeones del Provincial y nos pelearon mano a mano esto hasta el final. Como dije, son dos equipos muy parejos y All Boys lo ganó recién en los penales.
– Fue una serie muy desgastante con Independiente, pero todavía falta la final por el campeonato. ¿Hay que trabajar la cabeza del plantel después de un logro así, para dejarlo atrás y concentrarse en lo que viene?
– Este equipo es ganador; tiene hambre siempre. Estos chicos salieron tricampeones de la Liga y quieren más. Físicamente obviamente vamos a tener que trabajar bien porque hicieron un esfuerzo enorme en estas finales, pero de la cabeza, más motivación que estar en una nueva final no creo que haya para este grupo.
– ¿Qué significado tiene en lo personal este paso hacia adelante?
– Estoy muy contento, es la verdad, pero a esto todavía hay que coronarlo. Creo que vamos por buen camino, y lo que más me llena es que estos chicos me han devuelto todo lo que nosotros le hemos dado de nuestra parte.

“Duele no coronar un año tan bueno”
“Así lo vivo, así lo siento y así es mi estilo. Siempre defendiendo cada camiseta como si fuera hincha de la misma, con mucho sacrificio y responsabilidad. Muchas gracias Doblas por el cariño, el respeto y por hacerme sentir uno más del pueblo. Me invade la tristeza por no poder regalarles junto a todo el equipo, ese título tan deseado. No sé si estuve a la altura de lo que esperaban y duele no coronar un año tan bueno. Gracias por tanto, perdón por tan poco. Eternamente en mi corazón C.I.D.”, escribió ayer en Facebook Raúl Alomo, arquero de Independiente, acompañando la publicación con una foto de la final.

La vuelta olímpica en Guatraché
La primera final del Torneo Oficial de la Liga Cultural de fútbol, entre All Boys y Pampero, se disputará el próximo domingo en Santa Rosa desde las 17, en tanto que la revancha tendrá lugar siete días después en Guatraché, de acuerdo a lo que arrojó el sorteo realizado ayer en la sede culturalista.
Dos viejas copas y cuatro papelitos fueron los protagonistas ayer por la tarde en el sorteo, que contó con la presencia de representantes de los dos clubes finalistas y autoridades de la Liga Cultural. Por el lado de All Boys estuvo el dirigente Roberto Chirino; Pampero fue representado por los jugadores Javier George y Hernán Alecha, más el preparador físico Gastón Affonso; en tanto que por la Liga encabezaron el acto el presidente Guillermo Rechimont y José Clemente.
El primer papelito que salió tenía el nombre de Pampero y el segundo la leyenda Visitante, lo que determinó que el partido de ida se disputará este domingo 25 en el estadio Dr. Ramón Turnes de All Boys. En tanto, la revancha tendrá lugar el domingo 2 de diciembre en el estadio Manuel Augusto Nieto de Pampero.
Las dos finales de mayores comenzarán a las 17, porque como preliminar se disputarán las dos finales de la categoría Sub 10 entre Deportivo Mac Allister y Argentino de Darregueira, en ambos casos desde las 14.
Además, se confirmó que los árbitros para las finales serán designados de manera cruzada, por lo que los bahienses dirigirán la ida en Santa Rosa y los capitalinos la revancha en Guatraché.
All Boys, actual tricampeón de la Liga Cultural, llegó a la final del Torneo Oficial 2018 tras adjudicarse la Zona Norte, luego de ganar el Apertura y superar en la final regional a Independiente de Doblas, que obtuvo el Clausura. Pampero, en tanto, arribó a esta definición por ser el mejor de la Zona Sur, en la que ganó tanto el Apertura como el Clausura.