Con la mira puesta a 1.500 metros

ENCUENTRO NACIONAL DE TIRADORES DE LARGA DISTANCIA

Alrededor de 150 personas participarán este fin de semana del séptimo Encuentro Nacional de Tiradores de Larga Distancia, que tendrá lugar en un campo cercano a la localidad pampeana de Winifreda.
La cita reunirá a tiradores de distintos puntos del país; además asistirán austríacos que presentarán al mundo las nuevas miras Kahles.
El anuncio del encuentro lo realizaron ayer Franco De Turris, Diego “Murdock” Monterde y Pablo García, integrantes de Tiro Larga Distancia de La Pampa, que está a cargo de la organización conjuntamente con ATLDRA (Asociación de Tiradores de Larga Distancia de la República Argentina).
La actividad de tiro comenzará el viernes y finalizará el domingo. Cada participante, que usará fusil de tiro táctico, podrá disparar entre 50 y 100 veces a un blanco de disco de arado, que estará ubicado a una distancia de entre 1.200 y 1.500 metros.
De Turris y Monterde aseguraron que el encuentro a llevarse a cabo en Winifreda será el más concurrido de los que se hayan realizado hasta el momento, y se mostraron orgullosos de que en esta oportunidad se presenten al mundo las nuevas miras Kahles.
“Esta es una actividad que en Estados Unidos se practica desde hace rato, pero acá en la Argentina es relativamente nueva, es un hobby. Cada uno de nosotros fabrica sus propias balas según su estilo, el fusil que tiene”, explicaron De Turris y Monterde.
“El encuentro se trata de disparar a chapones, que en este caso serán discos de arados, y que estarán ubicados lo más lejos posible. Por ahora somos cinco tiradores pampeanos. Pueden sumarse toda las personas que tengan un arma de caza debidamente declarada, con su credencial al día”, agregaron.
De Turris comentó que invitaron a cazadores. “Con una mira de caza se puede pegar a 500 metros, que es la distancia mínima. Para empezar no es necesario tener una mira tan sofisticada”.
Como se suele ver en las películas, para que un tiro sea un éxito previamente hay que tener en cuenta múltiples factores. “Debemos saber la distancia a disparar, la velocidad de la bala y analizar las condiciones meteorológicas, principalmente del viento y la temperatura. Cada media hora todo cambia, y uno debe hacer mediciones continuamente, hasta hay que tener en cuenta hasta el efecto Coriolis (rotación de la tierra). Hay que tener en cuenta que una bala tarda alrededor de dos segundos para llegar al blanco”.
De Turris informó que el viernes a las 8 de la mañana en la estación de servicio de Winifreda se reunirán los tiradores para luego emprender el viaje hacia el campo. “Queremos agradecer el apoyo de la intendenta de Winifreda Adriana García por el apoyo que nos ha brindado”.

Cena de camaradería.
Los organizadores del Encuentro de Tiradores informaron también que el sábado a la noche se realizará en el campo una cena de camaradería, en una carpa, en donde ser servirán platos regionales. “Es una buena oportunidad para intercambiar conocimientos, para seguir aprendiendo entre todos sobre el tiro de larga distancia”, enfatizaron De Turris y Monterde.