Inicio Deportes El campeón tuvo su fiesta Monumental

El campeón tuvo su fiesta Monumental

RIVER PLATE CELEBRO JUNTO A SUS HINCHAS LA OBTENCION DE LA COPA LIBERTADORES

El plantel y el cuerpo técnico llegaron desde Emiratos y se dirigieron al estadio, donde 60.000 hinchas vibraron con la copa. Hubo ovaciones para todos, especialmente para Gallardo y Martínez, quien recreó su gol a Boca.
El pueblo de River vivió ayer una espectacular fiesta de bienvenida para el plantel campeón de la Copa Libertadores 2018, que ofrendó el trofeo en un estadio Monumental repleto con 60 mil hinchas que vibraron con una celebración de un alto nivel emotivo.
Las sonrisas, las lágrimas, los cantos contra su vencido Boca Juniors se entremezclaron desde el momento que la delegación de River bajó del avión que lo trajo desde Emiratos Arabes Unidos al aeropuerto de Ezeiza, cerca de las 17, hasta que dio la vuelta olímpica en el Monumental, pasadas las 21.30.
Los hinchas de River que no pudieron estar en Madrid para la revancha contra el Xeneize (victoria 3-1 en tiempo suplementario) pudieron entonces festejar junto al plantel.
De hecho, los acompañaron desde Ezeiza, cuando con los jugadores cantando y exhibiendo la cuarta Copa Libertadores de su historia en el frente del micro techado que los llevó desde Ezeiza, obligaron a frenar su andar para grabar un video o sacarse una foto.
Los hinchas, con banderas y camisetas de la banda roja, desafiaron al sofocante calor que se sufrió en la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano bonaerense para poder ver a sus ídolos de cerca, luego del tercer puesto en el Mundial de Clubes de Emiratos Árabes Unidos.
La delegación del Millonario se movilizó a través de la autopista Riccheri, autopista 25 de Mayo, avenida 9 de julio y luego Figueroa Alcorta hasta el Monumental, todo a bordo de un micro cubierto.
Es que fuentes policiales explicaron a NA que la Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires decidió, finalmente, que el micro que traslade a River sea cubierto para evitar posibles incidentes.
En el Monumental, desde las 16 miles de hinchas de River comenzaron a ingresar a las tribunas para esperar al plantel conducido por Marcelo Gallardo. En el estadio había cotillón provisto por el club, que contrató al DJ Tommy Muñoz para musicalizar un evento que tuvo, entre otras sorpresas, la recreación del gol del «Pity» Martínez ante Boca, que significó el 3-1 en la revancha de la final jugada en el «Santiago Bernabéu» de Madrid.

Inolvidable.
Pasadas las 20 comenzó el festejo oficial, que tuvo como primera medida la presentación, uno a uno, de todos los integrantes del plantel y cuerpo técnico, entre ellos el preparador físico pampeano Pablo Dolce. Por cuestiones personales, según se informó, no estuvieron Franco Armani, Juan Fernando Quintero y Rafael Santos Borré, quienes debieron ir hacia Colombia.
Allí, los más aplaudidos fueron Gonzalo Martínez, a quien le corearon su canción personal desde las cuatro tribunas del estadio, Jonatan Maidana, Lucas Pratto, Enzo Pérez y el capitán Leonardo Ponzio.
Un párrafo aparte fue para el entrenador Marcelo Gallardo, a quien lo antecedió un video sobre su recorrido en esta Copa Libertadores con sus frases más importantes.
Gallardo, con el trofeo de la Copa Libertadores en sus manos, recorrió la pasarela hasta llegar al escenario, convocó a los capitanes Ponzio y Maidana, y juntos la levantaron para hacer estallar el estadio Monumental.
Ponzio, con el himno de River de fondo, fue luego el encargado de colocar el trofeo en el atril junto a las anteriores tres Libertadores ganadas en la historia del club de Núñez.
Enseguida, todo el plantel se subió al micro descapotable que lo esperaba en la pista de atletismo para dar la vuelta olímpica y saludar a todos los rincones del estadio donde había un hincha.
Así, River cerró una de las páginas más importantes de su historia, con su cuarta Copa Libertadores descansando en el Monumental y el plus de haberla conseguido contra Boca, en una final soñada. (NA)

«La final más soñada del mundo»
El entrenador de River, Marcelo Gallardo, le agradeció ayer a los hinchas presentes en el estadio Monumental el «sostén» que significaron en los duros momentos y recordó la promesa que les había hecho luego de haber obtenido la edición 2015 de la Copa Libertadores.
«Hace tres años, cuando ganamos la Libertadores 2015, parecía mentira pero fue un sueño hecho realidad y me acuerdo de las últimas palabras, en este estadio, en la mitad de cancha cuando les dije de corazón que íbamos por más», aseguró en su discurso desde el escenario montado en pleno campo de juego del estadio, repleto con 60 mil hinchas.
Y enseguida agregó: «No solamente fuimos por más, sino que ganamos la final más soñada del mundo y no la vamos a olvidar jamás; va a quedar eterna en nuestros corazones».
Gallardo, que ganó su noveno título al comando de River, también recordó la confianza que la dirigencia encabezada por Rodolfo D´Onofrio le entregó con la secretaría técnica al mando del uruguayo Enzo Francéscoli.