Hecker viajó al Mundial

BOCHOFILO CASTENSE COMPETIRA EN MARRUECOS

El bochófilo castense Lucas Hecker integra la Selección argentina que partió rumbo a Marruecos para disputar el campeonato Mundial de Zerbin Sub 18, que se desarrollará desde el lunes hasta el domingo 6 en Casablanca. El castense integra el equipo Sub 18 junto a Jonas Caravario y Gabriel Urra, mientras que el equipo Sub 23 estará conformado por Gastón Demarco y Nicolás Pretto, y José Gaspari será el entrenador.
“Estoy con mucha ansiedad porque entrene mucho y me siento muy bien para tratar de hacer lo mejor para mi país”, dijo Hecker antes de partir.
El castense estuvo una semana entrenando con el equipo argentino en la localidad cordobesa
de Coronel Moldes, y desarrolló un intenso entrenamiento para esta cita mundialista.
“Me siento muy bien en esa modalidad e incluso mas cómodo que en la bocha sudamericana”, admitió Hecker, y aseguró que esta modalidad “es la bocha del futuro donde muchos jóvenes se prenden porque es muy lindo para jugar y también para mirar”.
El juvenil bochófilo ya disputó torneos internacionales en Monaco e Italia, con auspiciosos resultados. “Tengo expectativas de lograr una medalla, pero competiré en (la especialidad) Progresivo Individual donde es muy complicado porque estarán Italia, Francia, Eslovenia y Croacia que son muy fuertes”, dijo.

-¿Cuándo empezaste a jugar pensaste que podías conocer estos países y disputar campeonatos mundiales?
-La verdad que nunca pensé en participar en campeonatos Mundiales o jugar para la Selección argentina, porque jugar con la camiseta argentina no tiene palabras para explicar.
Ponerse la camiseta de Argentina es algo indescriptible, es algo muy grande.

Compromisos deportivos.
El castense Hecker prioriza los compromisos deportivos y esto provocó que no pueda realizar el viaje de estudios a Bariloche, con sus compañeros del Colegio Juan Humberto Morán de Eduardo Castex. Pero, también participará en las finales nacionales de los Juegos Evita 2015, en Mar del Plata, donde clasificó con el equipo de vóley del colegio castense.
“El viaje de estudio a Bariloche no lo hago porque tenía intenciones de jugar el Mundial, y cuando me dijeron la fecha del viaje ya sabía que en esa fecha estaban los mundiales y prefiero ir al Mundial”, dijo Hecker.
“Para mi ir al Mundial es lo máximo, me hace sentir muy orgulloso y en el anterior Mundial cuando perdí la final estuve tres días sin dormir porque no podía creer que me faltó un palo más para poder salir campeón del mundo”, concluyó.