Marchi: “Se hace inviable seguir”

REUNION ENTRE FUTBOLISTAS AGREMIADOS Y EL MINISTERIO DE TRABAJO

La deuda de los clubes del fútbol argentino asciende a unos 475 millones de pesos en distintos conceptos, según denunció ayer Futbolistas Argentinos Agremiados (FAA) ante el Ministerio de Trabajo de la Nación.
En este sentido, si la cuota de diciembre que las instituciones le reclaman al Gobierno asciende a 350 millones, todavía habría un desafasaje para poder cumplir con las obligaciones contraídas.
Según se pudo saber, respecto de lo expuesto dentro del dicho ministerio, con la presencia del titular de FAA, Sergio Marchi, un encargado del Departamento de Legales de AFA, representantes de varios clubes de Primera y dos del ascenso, los clubes que más deben son Newell´s, Gimnasia y Esgrima de La Plata, Olimpo y Banfield.
Tras una reunión de más de dos horas en el Ministerio, donde se expuso la problemática, Marchi aseguró ayer que con las actuales deudas de los clubes con los jugadores el retorno del fútbol en sus distintas categorías es “inviable e imposible”.
“Tenemos la necesidad de resolverla para que la actividad pueda continuar, de esta forma es inviable seguir adelante porque hay clubes que tienen mucha deuda”, sostuvo Marchi, a la salida del cónclave.
“Los clubes manifestaron un acta que fue incumplida por parte de AFA, nosotros expusimos la deuda salarial de las diferentes categorías, hemos expuesto los clubes más endeudados y hemos traído la documentación en la cual podía empezar a resolverse la situación”, completó.
Marchi, en ese sentido, aclaró que el inicio de la pretemporada será potestad de cada club, porque las situaciones “son dispares”.
“Creo que si no hay acuerdo, si es que siguen en cesación de pagos, no se podrían cancelar los contratos y la situación es inviable. El fútbol argentino, desde agosto a hoy, volvió a generar una abultada deuda. Esto que nosotros planteamos en el Ministerio lo veníamos hablando en AFA, necesitábamos que se pueda cancelar la deuda, si no es imposible poder seguir adelante”, afirmó en declaraciones a la prensa.
Según pudo confirmar NA, Marchi permaneció durante casi dos horas reunido con Graciela Sosa, encargada de relaciones laborales del Ministerio encabezado por Jorge Triaca, más presidentes de apenas dos clubes de Primera División (Defensa y Justicia y Quilmes) y dos del Ascenso (Atlanta y Deportivo Español).
Por esa razón, el titular de FAA pidió al Ministerio que realice una nueva convocatoria para la semana próxima, pero que también se presente el vicepresidente de la Comisión Normalizadora Javier Medín, el exdirector del Fútbol Para Todos, Fernando Marín, y representantes de los clubes de Primera División y el Ascenso.
Lo cierto es que, según amenazó Marchi, con las deudas vigentes de los clubes el fútbol no comenzará el fin de semana del 4 de febrero. A la salida del cónclave, también habló el presidente de Quilmes, Marcelo Calello, quien explicó que la situación genera “preocupación”, porque no se puede “soslayar que podría no empezar el fútbol”.
“La semana que viene habrá reunión de todas las partes. Cada equipo decidirá si los tienen pagos o no los tienen pagos respecto a la pretemporada. La decisión del Ministerio es ser nexo entre Agremiados y los clubes”, aseguró. (NA)

Unión no arrancó
El plantel de Unión de Santa Fe se negó a iniciar ayer a la tarde la pretemporada, debido a la falta de pago de sueldos, pero iniciaron negociaciones con directivos y hoy se presentarían a entrenar.
Los jugadores tatengues se reunieron ayer para iniciar el año a las 17 en el predio Casasol, en las afueras de la ciudad, pero al no recibir respuestas de los dirigentes ante la falta de pago del
sueldo de noviembre, decidieron comunicarle al cuerpo técnico, encabezado por Juan Pablo Pumpido, que no iban a entrenarse.
Antes de retirarse, los futbolistas tuvieron una breve charla con los dos directivos que habían ido al predio -el vicepresidente Edgardo Zin y el vocal Marcelo Piazza-, a quienes también les
comunicaron la medida.
Enterados, los dirigentes llamaron a algunos de sus pares que se encuentran en la ciudad para realizar una reunión de urgencia, a fin de encontrarle una solución al problema. Finalmente, jugadores y directivos habrían llegado a un acuerdo y posiblemente hoy arranque la pretemporada en Casasol, a partir de las 9 de la mañana. (DyN)