“Quedó demostrado que lo ganamos bien”, dijo Barreiro

EL VOLANTE ANALIZO LA CONSAGRACION DE ALL BOYS EN LA ZONA NORTE

All Boys de Santa Rosa se quedó con el Torneo Apertura en la Zona Norte de la Liga Cultural de fútbol, tras vencer el domingo a Independiente de Doblas por 3 a 1 en el encuentro desempate diputado en el estadio Nuevo Rancho Grande de General Belgrano. Y para que el equipo dirigido por Mauricio Rambur pudiera lograr este primer objetivo fue importante el trabajo realizado por Mauro Barreiro y Jerónimo Gutiérrez los goleadores del Auriazul en la tarde dominguera.
Antes de arrancar el Torneo Apertura, All Boys no aparecía como uno de los principales candidatos, ya que después de un Torneo Provincial donde no se le dieron los resultados esperados se produjo la salida del entrenador Omar Santorelli y la asunción de Mauricio Rambur. Tampoco el Auriazul incorporó jugadores más allá de mantener a los defensores Renzo Quiroga Matías Sosa y Lucas Carrasco quienes habían llegado para el certamen pampeano.
Pese a esto All Boys nuevamente fue protagonista del campeonato. La derrota ante Deportivo Rivera como local puso el Apertura al rojo vivo y fue justamente Independiente de Doblas el que aprovechó esta situación. El Rojo llegó a la última fecha con chances de alcanzar a All Boys y no la desaprovechó, al ganarle como local por 1-0 y forzar el partido desempate.
Justamente, en esa última fecha All Boys no había podido contar con el talentoso volante Mauro Barreiro, que estaba suspendido. El Auriazul, en aquel entonces, sintió su ausencia; pero el domingo el “10” tuvo su revancha, porque además de darle juego al equipo alboyense fue autor de dos de los tres goles.
Al momento de analizar el desempate, Barreiro aseguró que “en el primer tiempo encontramos algunas sociedades, que habíamos perdido en el partido anterior, y gracias a Dios pudimos marcar los goles. Además cuando tuvimos las chances las aprovechamos. Hay que destacar también a Independiente, que es un gran equipo y por suerte supimos contrarrestrar su individualidades”.

“Un partido especial”.
El “Tapón” contó además que vivió el partido de manera especial “porque el viernes había tenido un pinchazo en el isquio” y esto había puesto en duda su presencia dentro de la cancha.
“En lo personal estoy contento, porque pude convertir. En la práctica del viernes había tenido un pinchazo en el isquio y estaba con un poco de bronca y pensaba que no iba a poder dar lo que el equipo necesitaba. Gracias a Dios pude regalarle dos goles”, agregó el mediocampista alboyense, que festejó de manera especial los goles, al tomar la pelota y ponérsela por debajo de la camiseta, en una dedicatoria para su novia Romina, que está embarazada.
De cara a lo que viene, Barreiro aseguró: “Esto nos va a permitir encarar el Torneo Clausura más tranquilo, además de permitirnos estar en la final zonal y lograr la clasificación para el próximo Torneo Provincial. Vamos a tener meses para trabajar más tranquilos, pero sin olvidarnos que también debemos ser protagonistas en el Clausura”.
-All Boys había sacado una ventaja importante a falta de pocas fechas para culminar el Apertura, pero Independiente logró forzar el desempate. ¿Les quedaba un sabor amargo si se les escapaba?
– Apostábamos mucho a este partido, porque nos iba a dejar más tranquilo para lo que viene. Por suerte quedó para nosotros y quedó demostrado que lo ganamos bien.

Descanso.
Tras el partido ante Independiente, y teniendo en cuenta que el Clausura comenzará el 12 de agosto, el cuerpo técnico de All Boys licenció al plantel hasta este viernes.
De cara al Clausura, la intención del entrenador Mauricio Rambur es hacer uso de los dos cupos para reforzar el equipo, aunque por ahora no hay nombres concretos.