River goleó y va por todo

GRAN TRIUNFO DEL MILLONARIO EN LA PLATA PARA ACERCARSE A LA PUNTA

River Plate goleó anoche a Gimnasia y Esgrima La Plata 3 a 0 en el Bosque platense, en el cierre de la 25ta. fecha del campeonato de Primera División, y se mantiene a cuatro puntos del líder Boca, con un partido menos.
Sebastián Driussi (4m.PT), Gonzalo Martínez (9m.ST) y Carlos Auzqui (22m.ST) marcaron los goles del partido jugado en el estadio Juan Carmelo Zerillo del Bosque, que fue arbitrado por Federico Beligoy.
Desde el inicio River tomó el control del juego y a los 4m. llegó a la apertura del marcador, con un remate de Driussi que encontró una floja respuesta de Alexis Martín Arias.
En el complemento River goleó otra vez de entrada, con un zurdazo del “Pity”Martínez que se metió junto al palo derecho de Martín Arias. Y a los 22m. el ingresado Auzqui estiró cifras con un disparo al primer palo de Martín Arias. Al ex Estudiantes de La Plata se le venía negando el gol por muy poco, pero anoche se redimió justo frente al rival “indicado”.
Así, River lo definió con su jerarquía ante un Gimnasia perdido, desinflado anímicamente y sin rumbo tras la desvinculación del técnico Gustavo Alfaro, que abandonó el barco cuestionado por sus ‘marineros’.
A River poco le importó. Marcó las diferencias desde el principio hasta al final y, con un andar sólido en la Copa Libertadores, cada día se muestra más compacto como para ir a pelear el título con su histórico rival.

Ganó Olimpo.
En el otro partido de ayer, Olimpo de Bahía Blanca derrotó como local a Estudiantes de La Plata 3 a 1 y salió de los puestos de descenso. El colombiano Juan Otero adelantó a los platenses y luego Olimpo lo dio vuelta con dos goles de Fernando Coniglio, el segundo de penal, y Francisco Pizzini.
El encuentro se disputó en el estadio Roberto Carminatti y fue arbitrado por Andrés Merlos, que a los 42m. del segundo tiempo expulsó en Estudiantes a Jonathan Schunke por doble amonestación.
El resultado final reflejó la diferencia exacta entre un local que se mostró más lúcido en desmedro de un Estudiantes que solo fue rival mientras mantuvo en alto sus diezmadas reservas aeróbicas, y que con esta derrota prácticamente se despidió de la lucha por el título al quedar a ocho puntos del líder.