Inicio Deportes "Siguiendo la luna" en el Club Náutico

«Siguiendo la luna» en el Club Náutico

Una noche cálida, una brisa calma, el cielo seminublado y una luna brillante le dieron el marco ideal a una nueva actividad llevada adelante por el Club Náutico de Santa Rosa, que el viernes organizó la primera remada nocturna y contó con la participación de unas 60 personas en el agua y otro tanto en la reunión posterior.
En su política de puertas abiertas a toda la comunidad, la institución dio así un paso más en su intención de sumar socios para que puedan disfrutar, con los deportes náuticos como bandera, de un lugar único en Santa Rosa como es el espejo de agua del Parque Recreativo Don Tomás.
«Siguiendo la luna» fue la denominación de la actividad, que fue abierta a todos los que quisieran participar y sirvió para presentar en sociedad los avances de las escuelas de kayak y SUP (stand up paddle), dos de las que funcionan en el Club Náutico desde que lanzó la temporada 2019/20.
«Unas 60 personas estuvimos en el agua», explicó Verónica Santander, tesorera del club y una de las organizadoras de la remada, que contó con la colaboración de los bomberos y cumplió con las diferentes exigencias de seguridad propias de una actividad nocturna, como la obligatoriedad de llevar la cámara frontal para iluminar en cada embarcación.
«Fue la presentación de las escuelas, pero fue una remada abierta a todo el público y tuvimos la colaboración del resto de los socios que tienen kayak», agregó Santander, a la vez que celebró que las diferentes familias de los participantes se sumaron al fogón y la cena posterior a la remada.
«Con estas actividades queremos mostrar lo que se hace en el club y sumar cada día más gente», agregó la integrante de la Comisión Directiva que encabeza Ignacio González, y que ya realizó un encuentro abierto en el lanzamiento de la temporada, en septiembre, y la «Remada Rosa» en octubre, una jornada enmarcada en el mes de la lucha contra el cáncer de mama.

Las escuelas.
La escuela de SUP cuenta actualmente con unos diez alumnos y la de kayak tiene otros quince, con integrantes que van desde el pequeño Lolo, que tiene 5 años y formó parte de la remada nocturna, hasta adultos mayores de más de 70.
Además, está la escuela de navegación a vela y se dictan regularmente clases de windsurf y kitsurf, todos deportes que encuentran en la laguna Don Tomás un lugar ideal.
«Las puertas están abiertas; mantenemos una cuota social de 300 pesos para que todos puedan acercarse y participar de las actividades, que son variadas, y para que puedan venir a disfrutar del club, que está cada día más lindo», cerró Santander, invitando a toda la comunidad a acercarse a la institución.

Gratuitas.
En el marco de las actividades sociales y deportivas que lleva adelante el Club Náutico, la Comisión Directiva decidió dictar clases gratuitas de SUP para pacientes oncológicas con operaciones quirúrgicas como la masectomía (extirpación de una o ambas mamas de manera parcial o completa), porque ese tipo de actividad colabora para acelerar la recuperación tras la intervención. Actualmente hay tres alumnas, de las cuales la última que se sumó tiene 75 años.