Acto de campaña de Hillary Clinton

PROMETIO GOBERNAR PARA TODOS LOS ESTADOUNIDENSES

Hillary Clinton aseguró ayer en su primer gran acto de campaña, en Nueva York, que su candidatura a la Casa Blanca busca defender a todos los estadounidenses y atacó con dureza las políticas que en las últimas décadas han beneficiado a los más privilegiados.
En un multitudinario discurso brindado en la isla de Roosevelt, en Nueva York, la candidata aseguró que se presenta “para todos los estadounidenses”.
Escoltada por su esposo, el ex presidente Bill Clinton y su hija Chelsea, la ex secretaria de Estado dirigió buena parte de su intervención ante miles de personas a dejar clara su intención de defender a la clase media si consigue la Presidencia, informó la agencia de noticias EFE.
“Me presento para hacer que la economía funcione para ustedes y para todos los estadounidenses”, insistió Clinton, que arremetió contra las fuertes desigualdades que se viven en el país.
“La prosperidad no puede ser solo para los consejeros delegados y los gestores de fondos de inversión. La democracia no puede ser solo para los multimillonarios y las grandes empresas”, defendió.
Clinton atacó a los republicanos por favorecer a los poderosos con recortes de impuestos y relajando normativas, y aseguró que, pese a que el partido cuenta con nuevas voces, “todos siguen cantando la misma canción”.
La ex primera dama señaló que, en un momento en el que Estados Unidos sigue recuperándose de la crisis, uno de sus modelos es Franklin Delano Roosevelt, el presidente del New Deal con el que el país salió de la Gran Depresión.
“Su legado elevó a un país e inspiró a presidentes posteriores. Uno es el presidente con el que serví como secretaria de Estado, Barack Obama. Otro es mi marido, Bill Clinton”, dijo, arrancando una gran ovación para el presidente.

Educación.
Clinton también se presentó como una defensora de los inmigrantes, de los homosexuales, de las mujeres y de las familias, apostando por mejorar y abaratar la educación o facilitar el acceso de todos a la educación preescolar.
El acto de hoy da por cerrada la primera fase de la carrera por la Casa Blanca de la ex primera dama, en la que se ha encontrado con numerosos obstáculos, sobre todo, por su gestión como jefa de la diplomacia estadounidense.
La polémica de los correos electrónicos sobre el ataque de 2012 perpetrado en la ciudad libia de Bengasi, en el que falleció el embajador de Estados Unidos, ha sido el blanco preferido de la oposición republicana, aunque la fundación que encabeza también le ha traído algunas preocupaciones.
Desde que anunció su candidatura, ha resurgido el debate sobre si Clinton pudo tomar decisiones influidas por donaciones extranjeras a la fundación mientras era secretaria de Estado.
Tras el acto, Clinton viajó a los cuatro estados que iniciarán las primarias: anoche habló en Iowa y a lo largo de la próxima semana visitará New Hampshire, Carolina del Sur y Nevada. El Partido Demócrata tiene cuatro candidatos aunque la favorita en todas las encuestas es Clinton.
Por su parte, el Partido Republicano ya tiene al menos diez candidatos para la carrera por la Casa Blanca y según los últimos sondeos están todos parejos, aunque se destacan el ex gobernador de Florida Jeb Bush, el senador Marco Rubio, el ex gobernador de Arkansas Mick Huckabee y el gobernador de Wisconsin, Scott Walker, quien se espera que presente su candidatura también muy pronto. (Télam)