Aldea global (04/09/2016)

DESPEDIDA –
Tashkent – El fallecido presidente de Uzbekistán, Islam Karimov, quien murió el viernes tras sufrir un accidente cerebrovascular, fue enterrado ayer en su ciudad natal de Samarcanda, ante la presencia de varios mandatarios internacionales como el primer ministro ruso Dmitri Medvedev. Varios miles de personas participaron en una ceremonia para Karimov en la histórica Plaza Registan, según reportaron medios de la ex república soviética en Asia Central. Karimov, quien gobernó con mano dura desde 1989, falleció este viernes a los 78 años, varios días después de un derrame cerebral. En el entierro participaron delegaciones de 17 países. (Télam)

LIBERADAS –
Nueva Delhi – La policía india anunció haber liberado a 22 mujeres nepalíes en un hotel de Nueva Delhi que probablemente iban a ser enviadas a Medio Oriente para convertirse en esclavas o prostitutas. La policía llevó a cabo una redada en un hotel cercano al aeropuerto tras haber sido alertada por la embajada de Nepal. Una de las mujeres detenidas logró huir e ir a la legación diplomática. Les habían prometido trabajo pero se dieron cuenta de que estaban en peligro cuando dos hombres les confiscaron la documentación y los pasaportes. Tenían visados para Catar y otros países de la región, precisó la policía. (AFP)

TERREMOTO –
Oklahoma – Varios edificios sufrieron daños estructurales luego del terremoto de 5,6 en la escala de Richter que se produjo ayer en Oklahoma, en el centro de Estados Unidos, y que afectó también zonas de Texas, Arkansas y Misuri, de acuerdo al informe del Servicio Geológico Nacional. El epicentro del fenómeno se estableció a 14 kilómetros de Pawnee, con una profundidad de 6,6 kilómetros, por lo que al ser poco profundo se propagó a mayor distancia, explicó el alcalde de la localidad, Brad Sewell. Si bien la región es de alto riesgo sísmico, hasta el momento no se habrían registrado víctimas fatales ni heridos. (Télam)

REFUGIADOS –
Atenas – Cientos de refugiados alojados en el campamento de la localidad griega de Kátsikas, en el norte del país, dejaron ese lugar y se asentaron en el parque del pueblo más cercano como protesta por el retraso de su traslado a instalaciones adecuadas. Según los refugiados, la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR), les habría prometido su traslado a departamentos en los alrededores de Ioannina, una ciudad próxima a Kátsikas, antes de la llegada del invierno hace meses pero en la última reunión celebrada se les comunicó que los mismos fueron necesitan reformas que retrasarán su salida del campamento un par de meses. (Télam)

Compartir