Apoyo de la izquierda

La Unión Patriótica (UP) y Marcha Patriótica, los movimientos políticos más izquierdistas de Colombia, anunciaron su respaldo al presidente Juan Manuel Santos en la segunda vuelta que se disputará el 15 de junio. Aclararon que no significa que participarán de un eventual gobierno, sino que es un apoyo a la continuidad de los diálogos de paz con las FARC.
“Pensamos que lo mejor en este momento es apoyar al candidato que ha abierto los diálogos y que va por el camino de la solución política y negociada”, dijo en una rueda de prensa la líder de la UP, Aída Avella.
Avella, quien pasó 17 años en el exilio en Suiza tras salir ilesa de un atentado que sufrió en 1996 en Bogotá, concurrió en las elecciones del pasado domingo como compañera de fórmula a la Vicepresidencia de Clara López, del Polo Democrático Alternativo (PDA), coalición que obtuvo el cuarto lugar con casi dos millones de votos, lo que representa el 15,23 por ciento.
El PDA decidió el miércoles que sus seguidores quedan en libertad para votar en la segunda vuelta, aunque López, que obtuvo la cuarta votación con el 15,23 por ciento, dijo que la próxima semana anunciará su postura personal.
Por su parte, Marcha Patriótica, movimiento político que nació en 2012 como un conglomerado de organizaciones campesinas y estudiantiles que desde el gobierno de Santos fue relacionado en diversas ocasiones con las FARC, también se expresó a favor de la reelección del actual presidente. La líder de la agrupación, la ex senadora Piedad Córdoba, dijo que el fin del conflicto es el “gran anhelo” de Colombia. (Télam)