Ciro Gomes intenta forzar la renuncia de Haddad

Ciro Gomes, que terminó tercero en las elecciones brasileñas, intenta forzar la renuncia de Fernando Haddad para disputar el balotaje frente a Jair Bolsonaro. El ex ministro de Integración parece tener mejores posibilidades de vencer al militar que el candidato del Partido de los Trabajadores (PT).
La ley brasileña permitiría que Haddad deponga si postulación y en ese caso el tercer candidato en las elecciones sería quien pase a la segunda vuelta. La impulsora de la maniobra es Kátia Abreu, vice de Gomes.
Los 16 puntos que separan a Bolsonaro de Haddad para el balotaje del 28 de octubre próximo parecen ser irremontables. Según el último sondeo publicado por Data Floha el militar estaría alcanzando el 58 por ciento de los votos válidos, mientras que el ex alcalde de San Pablo lograría el 42 por ciento.
Lo sorprendente es que el PDT de Gomes ya le dio su apoyo a Haddad para la segunda vuelta. Según el mismo sondeo, el 75 por ciento de los votantes del economista Gomes está dispuesto a respaldar a Haddad, mientras que el 25 por ciento se inclina por Bolsonaro.
Abreu expresó su rechazo a la movida y pidió que el postulante del PT no dispute el balotaje.
“Creería muy digno que él (Haddad) desistiera de la disputa viendo que puede entregar el país a un fascismo religioso. La ley es clara: aún está a tiempo de renunciar a su candidatura y Ciro Gomes será el candidato”, señaló Abreu.
“Ciro Gomes es el único capaz de vencer a Bolsonaro. Entonces, si el PT se preocupa por Brasil y los brasileños, por la democracia, por qué no renunciar a esa candidatura y ceder a Ciro Gomes, que desde agosto lidera en las encuestas en la segunda vuelta? Está ahí, lanzado el desafío”, apuntó.
Antes de los comicios Ibope había publicado un sondeo que le daba a Gomes una ventaja de 40 por ciento a 37 por ciento contra Bolsonaro en caso de un eventual balotaje.
Según publicó el sitio Epoca, perteneciente a la cadena O’Globo, entre el miércoles y el jueves pasado la búsqueda en Google de la expresión “renuncia de Haddad” creció un 3.750 por ciento en Brasil. (La Política Online)