Estafan a unos 400 extranjeros

OBTUVIERON UNA CIUDADANIA QUE RESULTO SER APOCRIFA

Unos 400 extranjeros fueron estafados al obtener una ciudadanía que varios años después resultó ser trucha, dejándolos sin identidad y con el riesgo de ser deportados o ir a la cárcel, mientras que por el hecho sólo condenaron a una pena menor a una empleada judicial y el juez que firmó las cartas fue sobreseído.
La única condenada fue la empleada de la Secretaría Electoral, Olga Liliana Borneo Santillán, que recibió una pena de tres años de prisión en suspenso y una multa de 70 pesos. En tanto, el magistrado Ricardo Bustos Fierro fue sobreseído porque consideraron que su error “no fue de mala fe”.
Si bien entre los afectados hay ciudadanos paraguayos, peruanos, brasileños e italianos, entre los casos más graves figura el de varios chinos, que para naturalizarse argentinos tuvieron que renunciar a la ciudadanía china, por lo que ahora están considerados como “apátridas” y no tienen cómo identificarse.
Un caso testigo es el de Wei Jiahe, un hombre de 50 años, que llegó a la Argentina a fines de 2001 e hizo el trámite entre 2005 y 2006.
Sin embargo, su abogada Débora Huczek reveló que 10 años después le revocaron la carta de ciudadanía y lo dejaron sin identidad.
“Mi cliente se enteró que las cartas de ciudadanía las estaban tramitando en Córdoba y se presentó en 2005 junto con otros paisanos suyos, acreditando los requisitos necesarios, como tener una residencia mayor a dos años en el país y no tener antecedentes penales ni aquí ni en China”, explicó Huczek.
Un año después, el Juzgado Federal 1 de Córdoba aceptó extender la carta y Wei juró ante el juez, con lo que se consumó su cambio de ciudadanía. “Utilizó su DNI y pasaporte durante una década, hasta que en octubre pasado recibe una notificación del Renaper donde lo intiman a devolver el DNI porque había sido anulado”, precisó. (NA)