Funcionarios condenados por la fuga del Chapo

CULPAN A CUATRO PENITENCIARIOS

Un juez federal ordenó prisión a cuatro funcionarios penitenciarios por su probable responsabilidad en la fuga del narcotraficante Joaquín El Chapo Guzmán, líder del cártel de Sinaloa, de una cárcel de máxima seguridad el pasado 11 de julio.
El Juzgado Cuarto de Distrito de Procesos Penales Federales en el Estado de México tomó la medida contra los cuatro agentes del penal Altiplano, del que escapó El Chapo a través de un túnel de 1,5 kilómetros que iba desde la ducha de su celda hasta una vivienda en los alrededores de la prisión.
De acuerdo con el juzgado, material proporcionado por la fiscalía permitió probar que los funcionarios “no atendieron a los protocolos de seguridad ni a la normatividad a la que estaban obligados” cuando ocurrió el escape.
“No informaron oportunamente de la evasión y ante ese hecho, los que estaban obligados a hacerlo, no activaron el código rojo, a pesar de que contaban con los medios tecnológicos para ello”, señaló un comunicado del Consejo de la Judicatura Federal, que agrega que hasta el momento son siete los procesados por el caso.
Las fugas de Guzmán ya son legendarias en México. En 1993 fue capturado por primera vez en Guatemala. Estuvo preso ocho años hasta 2001, cuando escapó escondido en un carrito de lavandería de la cárcel de máxima seguridad de Puente Grande, en el estado occidental Jalisco. Fue recapturado en febrero de 2014 en un departamento en Mazatlán, en la costa del estado Sinaloa y recluido en el penal del Altiplano, unos 90 kilómetros al oeste de la capital. (Télam)