La vuelta de Rajoy tendrá condiciones

El comité ejecutivo del gobernante Partido Popular (PP) votará las seis condiciones que los liberales pusieron para apoyar la reelección de Mariano Rajoy como jefe del Ejecutivo español y, en caso de que sean aprobadas, se convocará el debate parlamentario de investidura.
Rajoy se reunió ayer con el líder del centrista Ciudadanos, Albert Rivera, quien le planteó que cualquier negociación para su reelección al frente del Gobierno pasa por fijar la fecha de ese debate en el Congreso y por acordar las seis reformas que su partido exige en materia de regeneración democrática y contra la corrupción.
El joven dirigente liberal exige la separación inmediata de cualquier imputado por corrupción, la eliminación de aforamientos, una nueva ley electoral, acabar con los indultos en casos de corrupción, la limitación de mandatos a 8 años, y la creación de una comisión parlamentaria para investigar el ‘caso Bárcenas’, de financiación ilegal del PP.
Según explicó Rivera a la prensa la respuesta de Rajoy fue que someterá a votación del Comité Ejecutivo de su partido las condiciones para iniciar una negociación que pueda desembocar en el apoyo a la investidura, informó la agencia de noticias EFE.
Así, Rajoy ganó tiempo y dijo a Rivera que el Comité de Dirección de su partido votará el 17 de agosto si admite esas propuestas, que chocan con algunos planteamientos defendidos hasta ahora por el PP, en el Gobierno de España desde diciembre de 2011.
Rajoy dijo a los periodistas que las seis medidas han de ser estudiadas con detalle porque implican reformas constitucionales que tendrían que ser apoyadas por otros grupos, en especial el socialista, que reitera su rechazo a la reelección de Rajoy al frente del Ejecutivo.
En el caso de la reforma de la Ley Electoral, Ciudadanos desea que sea más proporcional que la actual en la asignación de escaños, ya que ahora beneficia a los partidos nacionalistas de las regiones y perjudica a los de ámbito nacional menos votados.
En cuanto a la limitación de mandatos, Rajoy ya ha tenido uno, por lo que aceptar la propuesta de Ciudadanos supondría previsiblemente poner fecha a su salida de la política.

Compartir