La Justicia chilena condena a ex militares

El juez Mario Carroza sentenció ayer a condena de tres años y un día al ex coronel de la Fuerza Aérea de Chile (FACh) Ramón Cáceres Jorquera y dos años y un día para Edgar Ceballos por los delitos de tortura en contra del general Alberto Bachelet, padre de la mandataria chilena, quien murió a comienzos de 1974 durante la dictadura de Augusto Pinochet.
La condena se basa en el informe entregado por el Servicio Médico Legal (SML) que estableció que Bachelet falleció debido a las torturas que sufrió durante su detención por parte de sus ex compañeros de armas, luego que fuera acusado de traición a la patria tras el golpe militar de 1973.
En el caso de Cáceres Jorquera, la sentencia dictamina las penas accesorias de inhabilitación absoluta perpetua para ejercer derechos políticos y la inhabilitación absoluta para cargos y oficios públicos mientras dure la condena, además del pago proporcional de las costas de la causa.
A Ceballos, en tanto, se le otorga la pena accesoria de suspensión de cargo u oficio público mientras dure la condena y el pago de las costas.
La sentencia señala que “ambos sentenciados no cumplen con las exigencias de la ley 18.216 para ser favorecidos por beneficios alternativos a sus condenas, por lo que deberán cumplir presidio de manera efectiva, con todo, a ambos se les descontarán los periodos de cerca de tres meses en que estuvieron detenidos en 2012”.
Como se trata de una sentencia en primera instancia, los abogados de Cáceres y Ceballos podrán recurrir ante la Corte de Apelaciones y, si fuera necesario, ante la Corte Suprema, una vez finalizado este proceso, se procedería al eventual cumplimiento de las condenas. (Télam)