La tregua se extiende cinco días

Entre intercambios de ataques, israelíes y palestinos acordaron ayer extender otros cinco días la tregua en la Franja de Gaza, informó -a minutos de vencer el plazo anterior de 72 horas- el jefe de la delegación palestina a las negociaciones de alto el fuego en El Cairo, Assam al Ahmed.
El líder de Hamas, Ezzat al Rishaq, había anunciado poco antes en su cuenta de Twitter que la nueva tregua acordada sería por otras 72 horas, información que también habían difundido fuentes oficiales egipcias.
Según reportes de los medios, hubo intensos esfuerzos de último minuto de los mediadores egipcios para convencer a los palestinos de prolongar el cese del fuego para darle así otra oportunidad a las negociaciones.
Poco antes de terminar la tregua de 72 horas, sin embargo, disparos de cohetes desde Gaza sobre Israel, que Hamas negó haber efectuado, determinaron al gobierno israelí a replicar con un nuevo ataque de sus fuerzas armadas, que se efectivizó media hora después de la entrada en vigor de la nueva tregua de cinco días.
Egipto había presentado a delegaciones de ambas partes una iniciativa para lograr una extensión de la tregua vigente.
La iniciativa incluye la gradual extensión de la zona de pesca hasta las 12 millas marítimas, el control de los pasos y la zona tapón entre Gaza e Israel por fuerzas del presidente palestino, Mahmud Abbas, y la liberación del tránsito de palestinos por la zona tapón desde inicios de 2015.
Un cuarto de hora antes del fin de la tregua de 72 horas, Assam Al Ahmed, quien preside la delegación palestina en El Cairo, confirmó a la prensa la noticia de que ambas delegaciones habían aceptado extender el cese de fuego cinco días más, y no tres como se había dicho antes.

Puntos centrales.
Según el negociador, había acuerdo sobre casi todos los puntos centrales, y la discusión giraba ahora en torno a su redacción. Al Ahmed confirmó además que la delegación palestina estaba volviendo a Cisjordania para consultas con el presidente palestino Mahmud Abbas.
Las discusiones están centradas ahora en la cuestión del puerto y aeropuerto de Gaza. Al Ahmed explicó que “no permitiremos que Israel los ignore”.
Consultado por el paso de Rafah, Al Ahmed lo sacó de la discusión afirmando que es un tema entre palestinos y egipcios, que, dijo, tenían que cumplir su compromiso de abrirlo cuando, como ahora, funcionara un gobierno palestino confiable.
Al Ahmed resaltó que la delegación no es un grupo de facciones, sino que Abbas eligió uno a uno sus integrantes, y que será el gobierno palestino quien tenga la responsabilidad del cumplimiento de los acuerdos. Solo Israel -afirmó- trató la cuestión como si no hubiera acuerdo de reconciliación palestino.
Las facciones palestinas siguen exigiendo el levantamiento total del bloqueo de Gaza impuesto en 2006. Los israelíes, a su vez, exigen la desmilitarización del enclave, algo que la delegación palestina rechaza categóricamente.
Israel y Egipto temen el ingreso de armas, lo cual complica cualquier acuerdo para aliviar las restricciones fronterizas.
Estados Unidos propuso construir un puerto en Gaza, a condición de que su actividad quede bajo la vigilancia de un “puerto flotante frente a las costas de Chipre”, que se encargaría de inspeccionar las mercancías en ruta a la Franja, informó hoy una fuente próxima a la delegación palestina en El Cairo.

Ataques.
Entretanto, el ejército israelí había informado a las 21.35 que milicianos palestinos volvieron a atacar por la noche a Israel con al menos un cohete poco antes del fin de la tregua de 72 horas, pero Hamas negó haberlos disparado.
Cinco minutos antes, la agencia Maan, basándose en fuentes de sanidad de Gaza revelaba que las heridas recibidas durante la operación “Filo Protector” habían causado la muerte de tres palestinos más, en un hospital.
Tras sucesivas alarmas y pese a la desmentida de Hamas a la acusación que la hacía responsable de los ataques, antes de medianoche el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, y su ministro de defensa, Moshé Yaalón, habían ordenado al ejército responder a la violación del cese de fuego.
Desde que comenzó la ofensiva israelí “Filo Potector” el 8 de julio, casi dos mil palestinos murieron y más de diez mil resultaron heridos. (Télam)

Explosión accidental
Cinco personas, entre ellas un periodista extranjero, murieron el miércoles en el norte de la Franja de Gaza cuando expertos palestinos intentaban desactivar un misil israelí, indicaron médicos y fuentes oficiales.
Los cuerpos y los heridos fueron trasladados al hospital Kamal Adwan, añadió al-Qedra citado por la agencia palestina de noticias Maan.
El portavoz de los servicios de emergencia palestinos, Ashraf al Qudra, señaló que cinco personas murieron y varias otras resultaron heridas de gravedad.
El portavoz del ministerio del Interior, Iyad al Buzam, indicó a la AFP que “varios artificieros murieron mientras desactivaban un misil (israelí) en Beit Lahiya. Entre ellos había un periodista extranjero”.
El reportero estaba cubriendo la operación de desactivación del misil. De momento no se dio de fuente oficial ningún detalle sobre su identidad. Según constató un periodista de la AFP, entre los heridos graves hay otro reportero local. La explosión se produjo horas antes de que expire una tregua de 72 horas.