Nuevas denuncias de acoso

ACUSAN A DIRECTOR DE HOLLYWOOD

El director de cine Brett Ratner y el jefe de noticias de NPR, Mike Oreskes, se sumaron al escándalo de mala conducta sexual que envuelve a Hollywood, luego de que más mujeres revelaron nuevas historias de abuso.
Las actrices Natasha Henstridge y Olivia Munn, así como otras cuatro mujeres, acusaron a Brett Ratner, de 48 años y director de “Rush Hour” y “X-Men: The Last Stand”, de mala conducta sexual o acoso, informó ayer el diario Los Angeles Times.
En tanto, NPR (National Public Radio) envió un correo a su equipo anunciando que Oreskes, vicepresidente de noticias, fue despedido después de las acusaciones de acoso de mujeres que datan de la década de 1990.
Ratner, un prolífico director y productor, rechazó con firmeza las acusaciones en un comunicado remitido al periódico por su abogado.
Henstridge dijo al LAT que era una modelo de 19 años en Nueva York a principio de los años 90 cuando Rather, entonces un veinteañero director de videos musicales, la obligó a tener sexo oral.
“Me forzó realmente. Me sometió físicamente”, dijo Henstridge, que trabajó en películas como “Species” y “The Whole Nine Yards.”
“En determinado momento, dejé de resistir y él hizo lo suyo”, indicó al diario. Henstridge dijo haberse inspirado en las historias de otras mujeres que ventilaron recientemente acusaciones de agresión sexual por parte del productor Harvey Weinstein y el director James Toback.

Conducta imperdonable.
El presidente Ejecutivo de NPR, Jarl Mohn, envió al equipo de la radio un correo, que pudo ver un periodista de la AFP, en el que dice que pidió la renuncia a Oreskes por “conducta inapropiada” y que el ejecutivo había sido obligado a dimitir.
“Estoy profundamente apenado por la gente que lastimé. Mi comportamiento fue equivocado e imperdonable y acepto mi completa responsabilidad”, dijo Oreskes citado por la estación de radio en un comunicado.
Oreskes fue emplazado a renunciar el martes después de acusaciones, publicadas en The Washington Post, de dos mujeres que dijeron que habían sido acosadas a finales de 1990.
(AFP)