Odebrecht se coló en la campaña

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, denunció ayer que la oposición quiere utilizar el caso de corrupción de la constructora brasilera Odebrecht para empañar la campaña electoral de cara al balotaje del próximo domingo 2 de abril.
Correa reveló que la oposición presentará la próxima semana una lista “filtrada” con los nombres de los funcionarios que supuestamente recibieron sobornos.
El presidente, quien tras la segunda vuelta electoral dejará el poder luego de 10 años al frente del país, apuntó contra el candidato presidencial conservador Guillermo Lasso (según los últimos sondeos tiene una leve ventaja), quien competirá con el oficialista Lenin Moreno en el balotaje.
“La bomba la próxima semana es que obtuvieron la lista Odebrecht y la van a filtrar desde Miami (…). Están desesperados por la derrota que les espera el 2 de abril”, manifestó el gobernante. En esa revelación “participan centrales de inteligencia que no nos quieren mucho”, añadió.
El mandatario indicó que la próxima semana el fiscal y el procurador ecuatorianos se contactarán en Estados Unidos con Odebrecht para volver a pedirle a la empresa que entregue la lista de funcionarios que recibieron sobornos a cambios de contratos de obras públicas.
Correa reveló que para dar a conocer los nombres de los implicados, Odebrecht puso condiciones “realmente imposibles en el marco constitucional y legal”.
“Lo que pide Odebrecht es garantía de que no tendrá ningún juicio civil, ningún juicio penal, que no se va a revisar ningún contrato anterior, que pueda seguir contratando en el país, cosas realmente inadmisibles”, explicó, según consignó la agencia de noticias DPA. (Télam)